Último concierto del Stone and Music Festival

Joaquín Sabina: "Me quedo sin palabras ante el Teatro Romano de Mérida"

EFE

El cantante Joaquín Sabina cerró la segunda edición del Stone and Music Festival con un concierto en el que no defraudó a sus fans y en el que dijo no tener "palabras ante el Teatro Romano de Mérida".

El certamen ha finalizado con unas cifras "abrumadoras" y localidades agotadas, según la organización, que ha agradecido la participación de los artistas.

"Estoy viviendo una noche mágica en uno de los recintos más bellos donde he tocado en mi vida", así saludaba a los asistentes el artista jienense.

Una mesita y una silla acompañaban al músico en su puesta en escena, además de su inconfundible sombrero.

Con el título de Lo niego todo, la gira de Sabina paraba en la capital extremeña en uno de los conciertos más esperados del Stone and Music Festival.

Comenzó con los sencillos de su actual disco como Quien más, quien menos, No tan deprisa o Postadata, estos dos últimos dedicados a las víctimas del terremoto de México, pero no se olvidó de sus temas más míticos tras repasar su nuevo trabajo.

Como parte del espectáculo, el maestro de Úbeda dio protagonismo a algunos de sus músicos. El guitarra Pancho Garona ha cantado "La del pirata cojo", la vocalista Olga Román se ha decantado por la copla con "Y sin embargo te quiero" y el músico Antonio García de Diego con "Tan joven, tan viejo".

Venidos de diferentes comunidades autónomas, sus fieles acabaron en pie cantando sus clásicos, como "19 días y 500 noches" o "Y nos dieron las 10".

Sabina agradeció la asistencia del presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y del torero pacense Alejandro Talavante, al que también felicitó por su temporada.

Fue en este momento cuando el artista destacó el valor de la dehesa extremeña y el cuidado del toro bravo, en una defensa clara de la fiesta taurina en España.

Outbrain