EL NUEVO TOP TENVEEP

A mordiscos con la política

POR JUAN MANUEL FREIRE

Julia Louis-Dreyfus ya habría sido parte de la historia de la tele de haberse retirado en 1998, cuando ‘Seinfeld’ se despidió de antena, y con ella Elaine Benes, exnovia neurótica y marcadamente independiente (fue icono feminista) del personaje titular. Un momento imborrable al azar: Elaine haciendo a toda prisa la maleta del ligue que quiere echar de casa en el episodio ‘El botones’.

Sobrevivir a Elaine no podía ser fácil, pero Louis-Dreyfus pasó a tener estimable serie propia, ‘Las aventuras de Christine’, antes de terminar de solidificar su estatus como actriz cómica de leyenda con ‘Veep’, serie que es en sí misma una superviviente: ha logrado mantener el nivel y recibir aplausos y nominaciones tras la salida de su creador, Armando Iannucci, sustituido como ‘showrunner’ por David Mandel tras la cuarta temporada.

En sus inicios, ‘Veep’ relató las peripecias de Selina Meyer como (también) neurótica vicepresidenta de Estados Unidos: una mujer eficaz pero complicada, absorbida y descorazonada tanto por los protocolos como por un delirante equipo de asesores.

Desde entonces, Selina ha pasado de vicepresidenta a (por poco tiempo) presidenta, ha publicado una autobiografía muy discutida y planea presentarse a las elecciones del 2020. Si en los comienzos algunos ligaron el personaje a Sarah Palin o Joe Biden, ahora se pueden hacer algunos crudos paralelismos con Hillary Clinton.

Outbrain