Editorial

Luis de Guindos entra el BCE

El ministro de Economía, Luis de Guindos, será el nuevo vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE). Después de que Irlanda renunciara a presentar al gobernador de su banco central, Philip Lane, los ministros de Economía y Finanzas de la zona euro decidieron que Guindos sea el nuevo vicepresidente, un cargo que ostentará los próximos ocho años después de que haya acabado el proceso formal de ratificación, que ahora empieza. El nombramiento de Guindos, que no contaba con el apoyo del PSOE en España ni de la mayoría del Parlamento Europeo, es una importante victoria de la diplomacia española, que regresa al órgano directivo del BCE después de más de cinco años de ausencia. Con Guindos, que anteriormente había optado sin éxito a presidir el eurogrupo, España palía en parte la ausencia de españoles en las instituciones internacionales, y logra una voz cualificada en un órgano que a lo largo de los años de la crisis ha modificado de forma considerable su papel original y se ha convertido en un agente clave en la gobernanza económica, fiscal y monetaria de la zona euro. El BCE empieza con Guindos un proceso de relevo de sus dirigentes: en los próximos dos años, la mayoría del órgano ejecutivo del BCE, incluido Mario Draghi, será sustituido. El nombramiento de Guindos es un éxito para España, pero ya indica la persistencia en uno de los errores de la construcción europea: opacidad y falta de mecanismos democráticos internos.

Outbrain