+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

PIDEN que se poden para evitar «posibles daños» o que se cambien por otros más resistentes

Quejas por el mal estado de los árboles junto al pabellón de Pinilla

Los vecinos critican que es habitual ver ramas rotas y apuntan que son «peligrosos»

 

Un árbol partido a la mitad en las escaleras del pabellón de Pinilla, tras la última tormenta en Cáceres. - CEDIDA

REDACCIÓN caceres@extremadura.elperiodico.com CÁCERES
02/01/2018

Los vecinos de los alrededores del complejo deportivo San Jorge manifiestan su malestar por el estado de conservación de los árboles. Los residentes que frecuentan la avenida del pabellón del barrio de Pinilla lamentan que los ejemplares que rodean el espacio deportivo son débiles, critican que el servicio de parques y jardines no realiza el mantenimiento necesario y resaltan el «peligro» que supone para los vecinos, y especialmente los más jóvenes, que les caiga una rama partida como consecuencia del viento.

Sin ir más lejos, uno de los vecinos destaca que la última tormenta generó destrozos en la zona arbolada de la calle Pedro de Ibarra y lamenta que el espacio amaneció con ramas rotas que impedían el paso habitual de los viandantes a las escaleras accesos de las instalaciones deportivas y alrededores. «A cualquiera se nos puede caer una rama, no tenemos que esperar a que ocurra una desgracia», asevera. En ese sentido, al igual que el resto de residentes de la zona pide al ayuntamiento que bien se proceda a la poda de los ejemplares que rodean la calle o bien que se sustituyan por otros árboles por otros que sean más resistentes a los agentes climatológicos como el viento.

Cabe recordar que hace unos años, los vecinos de la zona de Mejostilla y Pinilla que frecuentan el complejo deportivo reclamaron la limpieza del descampado del polideportivo San Jorge porque acumulaba suciedad. El terreno se urbanizó y se instaló la zona arbolada.