Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

LOS FONDOS EUROPEOS POSIBILITAN EJECUTAR UNA INVERSIÓN QUE RONDA LOS 400.000 EUROS

La ciudad dispondrá de cuatro nuevas casas de cultura en el plazo de un mes

Los primeros edificios que abrirán serán La Cañada, el día 10, Mejostilla-Gredos, el

MIGUEL ANGEL MUÑOZMIGUEL ANGEL MUÑOZ
02/02/2007

 

El Ayuntamiento de Cáceres abrirá cuatro nuevas casas de cultura en menos de un mes, según avanzó ayer el concejal de Fondos Estratégicos, Javier Castellano, que adelantó este dato durante la visita que giró a dos de estos edificios, el de Mejostilla-Gredos, y el de La Cañada. El edil situó la inversión en todos los inmuebles en 396.500 euros, cantidad procedente de los fondos europeos y que ha posibilitado adecentarlos y dotarlos del mobiliario necesario para desarrollar actividades culturales.

La primera casa de cultura que se inaugurará será la de Mejostilla-Gredos, prevista para el próximo 10 de febrero; le seguirá La Cañada, el 17, la de Santa Lucía, el 24, y la de Rincón de Ballesteros, el día 3 de marzo. Todas las inauguraciones se celebrarán en sábado "para que puedan ir los vecinos del barrio y para que ese día se convierta en un acto social y cultural, de puertas abiertas", dijo Castellano. El concejal añadió que con la apertura de estos centros, más las bibliotecas del palacio de la Isla, del edificio Valhondo, "la gran biblioteca" del Edificio Embarcadero (aún en construcción) y la próxima remodelación que está prevista en la casa de cultura Rodríguez Moñino, en la barriada de Llopis Ivorra, se completará "la red de casas de cultura y bibliotecas de la ciudad".

Todos los edificios tienen varias cosas en común: espacios polivalentes, mismo mobiliario (funcional, moderno, versátil), mismo color (el naranja) y mismo horario (será flexible y muy amplio y al menos dos empleados municipales trabajarán en ellos). Las dotaciones de Mejostilla y La Cañada fueron construidas por las empresas que desarrollaron ambos polígonos y se cedieron al ayuntamiento como compensación. Castellano calculó en un millón de euros el coste de construcción de los edificios y habló de una inversión conjunta del ayuntamiento de 136.500 euros para su transformación en casas de cultura.

El edificio de Mejostilla-Gredos tiene dos plantas y ascensor. En la de abajo están situadas la biblioteca, una sala polivalente de lectura para niños pequeños y padres, una sala de talleres y un área para desarrollar trabajos de pintura y artes plásticas. En la superior se han dispuesto el salón de actos y varios despachos destinados al Coro Rociero de Cáceres, la Asociación de Vecinos Residencial Gredos, la Asociación de Mayores Mejostilla y Scout Adarve, aunque el edil aclaró que el edificio "está abierto a todos los colectivos del barrio que lo necesiten".

La Cañada también es un edificio de dos plantas. La zona de abajo se dedicará a biblioteca, sala para deportes y taller de formación. Arriba hay salón de actos, salas de exposiciones y despachos, uno de ellos para la asociación de vecinos de la barriada. La actuación municipal ha posibilitado que el inmueble deje de ser, después de varios años, un núcleo de abandono y de evidente suciedad. Finalmente, la casa de cultura de Santa Lucía se abrirá en el edificio que albergaba el antiguo ayuntamiento y la inversión prevista ha sido de 120.000 euros. En Rincón, la obra en las viejas escuelas han supuesto una dotación económica aproximada de 140.000 euros.

Compromiso

Javier Castellano consideró que con estas actuaciones el equipo de gobierno del PP "pone en valor edificios que estaban cerrados" y "cumple" con los vecinos y colectivos que demandan espacios para desarrollar sus actividades. El concejal aprovechó su intervención para criticar la ley del kilómetro, que, a su juicio, "tanto deshace la ciudad" y obliga al ayuntamiento a desarrollar infraestructuras para atender a los nuevos habitantes de esos barrios.