+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

NUEVA ASOCIACION

Padres separados exigen la custodia compartida de hijos

  •  Un grupo de personas separadas se asocian para modificar la Ley de Divorcio y otras normas


  •  

    Carlos Caldito y Manuel Carrasco exponen sus fines. S. GARCIA -

    F. LEON BADAJOZF. LEON BADAJOZ 06/11/2003

    La recién nacida Asociación de Padres y Madres Separados Custodia compartida ¡ya! fue presentada ayer en Badajoz por su presidente, Carlos Caldito. Este nuevo colectivo inicia su andadura en Extremadura con el objetivo de promover cambios legislativos, como la Ley del Divorcio, que introduzcan la custodia compartida de los hijos como norma general, para que de esta manera los dos progenitores puedan compartir de manera igualitaria los derechos y obligaciones.

    De igual manera, esta asociación pretende conseguir una mejor defensa de los derechos de los menores de padres separados y de los progenitores no custodios, "para así seguir manteniendo vínculos estrechos y asiduos familiares tras el divorcio o ruptura matrimonial".

    Caldito recordó que en los tribunales españoles es práctica habitual que concedan la guarda y custodia habitualmente a la madre, lo que valora como "perjudicial y discriminatorio para los niños al desequilibrar la relación con sus padres".

    EL HOMBRE, EL PERJUDICADO

    En este sentido se quejó de que la realidad en España es que cuando se produce una ruptura matrimonial "el hombre se ve generalmente obligado a abandonar a sus hijos porque las mujeres, por costumbre, poseen más derechos que los hombres respecto al cuidado de los hijos".

    Por ello, desde esta asociación se desea "romper" con esta "corriente de opinión" que subyace en la sociedad, y que separa cada día a una cantidad importante de niños de sus padres, conculcando el derecho del menor al cuidado y a la educación habitual por parte de ambos progenitores. Para evitar esta situación, la asociación reivindica una modificación de la ley actual de divorcio, que permita disminuir la altísima litigiosidad actual y dé prioridad al mutuo acuerdo.