Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

San Fernando 2010 Los protatonistas.

Presuntos Implicados: un clásico renovado

La banda, un icono de la música española, toca esta noche en la caseta municipal.

R. CANTEROR. CANTERO
29/05/2010

 

Nacho Mañó, Juan Luis Giménez y Lydia Rodríguez, o lo que es lo mismo, Presuntos Implicados , se suben hoy al escenario de la caseta municipal (en torno a las 23.00 horas, entrada gratuita). Será uno de los últimos conciertos antes de comenzar la grabación de un nuevo trabajo discográfico --el decimoquinto para la banda, el segundo con Lydia-- en el que quieren "volver a sonidos más clásicos", como reconoce la vocalista, tras la concesión al pop del último trabajo, Será . A Cáceres llegan con parte del repertorio de este disco, aderezado por algunos de los temas clásicos de la banda, versiones y letras de la carrera de Lydia en solitario previa a su incorporación al grupo en 2008, cuando se marchó Sole, voz de Presuntos durante más de dos décadas.

"Ha sido una época de cambios muy grande, pero nos hemos adaptado muy bien y hemos trabado una buena amistad", dice Lydia, recién aterrizada de México, adonde han ido a presentar la nueva voz del grupo, ella, que ahora está "un poco tocada", por la atípica primavera de este año. "No pasa nada, mi garganta estará bien para mañana", dice en referencia a su concierto de esta noche.

Lydia reconoce que en las primeras actuaciones junto a Juan Luis y Nacho se emocionaba cantando temas como Todas las flores o Nunca es para siempre , ambas canciones del disco Siete (1997), en el que, con 17 años, se enganchó a la música y al sonido de su banda actual. "Es una prueba de que los sueños se hacen realidad", sostiene.

Tras una carrera en solitario, entrar en un grupo ha sido para ella "un descubrimiento" con el que, reconoce, que está "encantada". Y esto es, no solo "porque es uno de los iconos de la música", sino también por el hecho de "dejar de viajar sola" y por sentirse "arropada y protegida". Cáceres también arropará a su voz esta noche.