CONMOCION EN MADRIGALEJO

Tres jóvenes de entre 15 y 18 años mueren en accidente cerca de Pela

  •  Los fallecidos, dos de ellos primos, eran naturales de Madrigalejo, donde se han decretado 3 días de luto


  • F. HORRILLO F. HORRILLO 21/06/2004

    Tres jóvenes de entre 15 y 18 años, dos de ellos de la misma familia, y naturales de Madrigalejo, murieron ayer en un accidente de tráfico ocurrido en las cercanías de Navalvillar de Pela. Según informó Cruz Roja, el trágico suceso tuvo lugar hacia las tres de la madrugada del domingo, cuando un vehículo en el que viajaban cinco jóvenes, se salió en una curva de la N-430, a la altura del cruce de Obando.

    Como consecuencia del posterior choque, fallecieron prácticamente en el acto J. P. G., de 15 años; S. G. T., de 18 años, y primo del anterior, y J. G. R., de 17 años. Además, según informa el 112, resultaron heridos el conductor, de 19 años, hermano del menor de los fallecidos, y A. C. G., de 18 años. El parte de atención refleja que el primero de los heridos, de carácter leve, fue ingresado en el hospital de Don Benito al sufrir una crisis de ansiedad, mientras que el otro permanece en estado grave en la UCI.

    Además de las asistencias sanitarias, hasta el lugar del accidente se desplazó una dotación del parque de bomberos Don Benito, que tuvo que rescatar los cuerpos de dos de los fallecidos, atrapados en el interior del automóvil, un Seat Toledo. La otra víctima mortal salió despedida del vehículo y quedó a 50 metros del lugar del impacto.

    LUTO EN MADRIGALEJO El suceso causó una gran conmoción en la localidad de Madrigalejo, de 2.200 habitantes, cuyo ayuntamiento ha convocado para las nueve y media de la mañana de hoy un pleno donde se decretarán tres días de luto oficial. Además, han quedado suspendidas las fiestas de San Juan, que deberían comenzar pasado mañana.

    Según declaró a Efe el alcalde de esta población cacereña sacudida por la tragedia, Tomás Durán, quien se desplazó al hospital dombenitense para acompañar a los familiares, "el pueblo está destrozado; todos eran excelentes muchachos y este hecho será difícil de olvidar para una pequeña localidad como la nuestra". De los tres fallecidos, el menor estudiaba ESO, mientras que otro cursaba estudios universitarios y el tercero trabajaba en el campo, al igual que los dos heridos, ayudando a sus padres en las tareas agrícolas.

    La intención es que el entierro de las víctimas tenga lugar hoy mismo a las 11 de la mañana, en la parroquia de Madrigalejo. Del mismo modo, el ayuntamiento ha habilitado el centro social como capilla ardiente.

    Envio de noticia

    Rellene el siguiente formulario para enviar esta noticia a un amigo por e-mail: