El Periódico Extremadura | Jueves, 30 de marzo de 2017

17:14 h. MERCADO LABORAL

La CEOE propone una subida salarial de "hasta el 1,5%" con un 0,5% adicional

La patronal considera que los incrementos acordados hasta ahora del 1,09% están en línea con el acuerdo vigente hasta el 2016

EL PERIÓDICO 11/01/2017

La patronal española CEOE ha hecho pública este miércoles su propuesta salarial para el 2017 que presentará en la negociación con los sindicatos como recomendación: la cifra en un incremento "de hasta el 1,5%" para la mayoría de las empresas, con una subida "adicional de hasta el 0,5%" en función de "la productividad de las empresas y de una reducción significativa del absentismo laboral a negociar por las partes".

Esta posición está aún muy distante de la de los sindicatos se han manifestado a favor de una subida salarial del 1,8% de entrada y hasta el 3%. Y que, en todo caso, no parte de una posible congelación. La CEOE insiste en que aún no han salido todas las empresas de la crisis y que según la Agencia Tributaria "solo el 42%" de las compañías están en beneficios. Esta situación justificaría, según la patronal, incrementos inferiores al 1,5%, y la mejor situación de otras, el incremento adicional del 0,5%.

En el 2016 los salarios en los convenios colectivos crecieron cerca del 1,09%. Mientras que para los sindicatos es grave que hayan perdido poder adquisitivo, la CEOE destaca que estos incrementos están en línea con la  recomendación de hasta el 1,5% firmada por los agentes sociales en el anterior Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC). Y añade que "si es lo que están firmando nuestros representantes en los convenios algo muy parecido debe ser la propuesta para 2017 con el fin de asegurar el mantenimiento del ritmo de creación de empleo".

La patronal reclama que en la negociación no se hable sólo de salarios, "sino del coste empresa y de factores muy variados que influyen en la competitividad. De todos ellos han de extraerse propuestas y plazos de aplicación". También exige que se abra una "nueva agenda político-económico-social" con los agentes sociales y los grupos parlamentarios  "con el fin de canalizar propuestas posibles, mejorar la gestión de los recursos disponibles y proseguir con las reformas para aumentar la competitividad". Aunque, advierte de que ese diálogo se debe realizar "pero con números, datos y  propuestas económicamente viables".