+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

TERROR GLOBAL

Turquía dice tener identificado al autor del atentado de Estambul pero no revela quién es

Detenidas decenas de personas, entre ellas la esposa del presunto terrorista

 

Un policía patrulla frente al club Reina, escenario del atentado de Estambul. - AGENCIAS

04/01/2017

Las autoridades turcas han confirmado este miércoles que la policía ya conoce la identidad del autor del atentado del clubReina de Estambul, que causó 39 muertos en Año Nuevo, aunque siguen sin revelarla. "Se ha identificado al atacante de Örtakoy (el barrio donde está el club Reina), la investigación continúa", dijo el ministro de Exteriores, Mevlüt Çavusoglu, a la agencia semipública turca Anadolu.


El atacante sigue a la fuga y la policía continúa llevando a cabo detenciones en su supuesto entorno más cercano. La esposa del presunto autor fue puesta a disposición policial hace dos días para ser interrogada, y ha declarado no saber que su marido pertenecía al Estado Islámico (EI). Y en una operación policial en la ciudad de Izmir, en el oeste del país, fueron detenidas cerca de 40 personas, entre ellas los miembros de tres familias originarias de Asia Central –entre ellas varios menores– que convivían con el supuesto atacante en la ciudad de Konya, en el centro de Turquía, y que habían huido tras el ataque, informó el periódico 'Hürriyet'.

DE KONYA A ESTAMBUL


Según este diario, la policía cree que en Konya estaría 'Yusuf Hoca', alias del cabecilla de la célula del EI que supuestamente ideó el ataque, reivindicado por ese grupo terrorista, y organizó el viaje del terrorista de Konya a Estambul. Presuntamente, Yusuf Hoca le envió a una casa en el barrio estambulí de Zeytinburnu. Tras el atentado, el fugitivo cambió dos veces de taxi y llegó hasta ese barrio, donde recogió dinero de un restaurante uigur, una etnia de Asia Central. En ese restaurante han sido arrestadas siete de las 16 personas detenidas en Konya y Estambul entre el 1 y el 3 de enero por su supuesta implicación en el atentado.

Por su parte, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ha afirmado este miércoles que el atentado perseguía "polarizar" la sociedad turca. "Su objetivo era quebrar nuestro equilibrio, enfrentarnos unos a otros", ha declarado el jefe del Estado en su primer discurso público tras el ataque. "Vamos a manteneros en pie y a conservar la sangre fría", ha concluido.