+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

El valor supera los 500.000 euros

Interceptan en Campo Arañuelo dos furgonetas cargadas con 3.000 kilos de tabaco de contrabando

 

Una de las furgonetas cargada del tabaco de contrabando. - GUARDIA CIVIL

EFE
23/05/2018

La Guardia Civil ha interceptado en dos vías de la comarca cacereña de Campo Arañuelo sendos vehículos cargados con más de 3.000 kilogramos de tabaco de contrabando, valorados en unos 500.000 euros, unos hechos por los que han sido detenidas dos personas.

Según ha informado la Guardia Civil, ambas actuaciones se enmarcan en el plan que tiene activo la Comandancia de Cáceres en su lucha contra el contrabando, en especial el tráfico ilegal de tabaco en rama procedente de explotaciones agrícolas de las comarcas de La Vera y Campo Arañuelo y cuyo destino es el mercado negro.

En la primera de las actuaciones realizadas, los agentes interceptaron una furgoneta en las proximidades de Casatejada (Cáceres), conducida por un vecino de Villanueva de la Serena (Badajoz), de 49 años.

Esta persona transportaba en su vehículo 22 fardos y tres cajas de hoja seca de tabaco, cuyo destino era el contrabando del producto, al no poder acreditar su legal procedencia o destino.

La Guardia Civil intervino 1.420 kilogramos de hoja seca de tabaco, cuyo valor de mercado asciende a 227.200 euros, y detuvo al conductor como supuesto autor de un delito de contrabando.

De igual forma, los agentes interceptaron otra furgoneta cerca de Navalmoral de la Mata (Cáceres) que transportaba 11 cajas de cartón de gran tamaño, que contenían 1.710 kilogramos de tabaco en rama.

Al igual que en el caso anterior, el conductor, un vecino de Granada, de 35 años, no pudo acreditar la procedencia legal de la carga, por lo que fue detenido como supuesto autor de un delito de contrabando.

En ambos casos, los detenidos, junto con el producto incautado, han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Navalmoral de la Mata.

La desviación ilegal de hoja de tabaco con destino al consumo humano y vendido bajo la etiqueta de "tabaco en hoja, más sano y natural", carece de cualquier tipo de control sanitario y de calidad exigido al resto de alcaloides, por lo que sus compradores pueden incrementar los riesgos existentes en su consumo.

La Guardia Civil ha subrayado que tratará de evitar que este tipo de tabaco llegue al consumidor, al ser un producto carente de cualquier control y que puede causar grave perjuicio para la salud, además del fraude que supone para la Hacienda pública y, por tanto, para el ciudadano en general.