+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

La Guardia Civil se reforzará en El Prat si la huelga llega al lunes

Íñigo de la Serna amenaza con un laudo y el comité convoca otra asamblea mañana. Fomento precisa que los agentes no asumirían los controles del aeropuerto sino la vigilancia

 

Representantes de la Generalitat se reunieron ayer con De la Serna para hacer un frente común. - EFE / QUIQUE GARCÍA / ELISENDA PONS

El ministro Íñigo de la Serna preside el comité de crisis sobre el aeropuerto de El Prat, en Barcelona. - EFE / QUIQUE GARCÍA / ELISENDA PONS

TONI SUST
12/08/2017

La Guardia Civil se prepara para incrementar su presencia en los controles de seguridad del aeropuerto de El Prat a partir del lunes, 14 de agosto, fecha para la que los empleados de la empresa Eulen que desempeñan esta función han anunciado una huelga total e indefinida, tras los paros parciales que efectúan en demanda de un incremento salarial, que se han traducido en colas considerables de viajeros. No es la medida más extrema que se barajaba: la de que los agentes asumieran directamente los controles. Una posibilidad que sin descartarse queda aparcada.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, anunció la medida en Barcelona, donde, con la sede de la Delegación del Gobierno central en Cataluña como base, mantuvo varias reuniones para abordar el conflicto de El Prat cuando faltan poco más de 48 horas horas para que este llegue a su fase crítica. De la Serna justificó que por ahora no se contempla que la Guardia Civil asuma el control de seguridad, sino que el planteamiento es que haga funciones de vigilancia. Subrayó que lo que más preocupa al Gobierno, además de las molestias que puedan sufrir los viajeros, es garantizar la seguridad, lo que puede complicarse en una terminal repleta de gente.

El ministro reunió un gabinete de crisis convocado el jueves, tras conocerse que los trabajadores de Eulen rechazaban la propuesta de la mediación de la Generalitat (un incremento salarial de 200 euros por 12 pagas). De la Serna explicó que en la reunión se contempló la posibilidad de imponer un laudo obligatorio a los trabajadores de Eulen para dar por finalizada la huelga, y agregó que se han encargado informes para explorar esa vía. Horas más tarde, el propio ministro admitió que, con toda probabilidad, el laudo no llegaría a tiempo de evitar la huelga del lunes, aunque se mantiene como salida al conflicto.

El ministro se mostró muy crítico con el comité de huelga y consideró que faltó al respeto de la mediación, realizada por la Generalitat, porque en la asamblea del jueves presentó otras propuestas además de la nacida de esa mediación. «Jamás vi nada semejante», afirmó. En cambio, parecía esforzarse en aplaudir la mediación realizada por la Consejería de Trabajo, haciendo especial elogio de su titular, Dolors Bassa.

Además de De la Serna, en la reunión del gabinete de crisis participaron, el secretario de Estado de Infraestructuras, Julio Gómez-Pomar; el delegado del Gobierno en Cataluña, Enric Millo; el presidente de Aena, José Manuel Vargas; el general jefe de la Guardia Civil en Cataluña, Ángel Gozalo, y la directora del aeropuerto, Sonia Corrochano, entre otros.

De la Serna mantuvo a partir de las dos de la tarde su segunda reunión con tres consejeros del Ejecutivo catalán. El Gobierno central y el de la Generalitat aparcaron ayer sus diferencias para exhibir una imagen de unidad con el fin de intentar resolver el conflicto. Un frente común con una petición conjunta: las dos administraciones plantearon al comité de huelga lo que ya le había reclamado horas atrás Bassa: que convoque otra asamblea en las próximas 48 horas y someta a votación de la plantilla la propuesta presentada por la mediación de la Generalitat. De la Serna se reunió con Bassa, con el consejero de Territorio, Josep Rull, y el de Interior, Joaquim Forn.

FRENTE COMÚN / Tras el encuentro, el ministro dio por hecha la imposición del laudo si el lunes no hay un acuerdo con los trabajadores. Según apuntó Rull, llegado el caso, compete al Estado imponer el laudo. De la Serna afirmó que eso no supondrá ningún problema. El ministro explicó que el Gobierno catalán ha ofrecido la colaboración de los Mossos, si bien puntualizó que la vigilancia en la zona del control corresponde a la Guardia Civil. Rull aseguró que en la parte «pública» del aeropuerto, en la que tienen competencias, los Mossos reforzarán su presencia. Y reiteró que el Ejecutivo autonómico ofrece el apoyo de la policía catalana más allá de su papel actual.

El ministro se reunió con la alcaldesa, Ada Colau, que pidió responsabilidad a todas las partes, instó al comité de huelga a votar la propuesta de la Generalitat y declaró que tener que recurrir al laudo «sería un fracaso».

El comité de huelga / El comité de huelga también se reunió para decidir si convocaba o no una nueva asamblea para votar la propuesta de mediación. Finalmente, anunció la convocatoria de una nueva asamblea mañana para que los trabajadores se pronuncien exclusivamente sobre esa propuesta. La última puerta abierta para un acuerdo que evite un agosto infernal en el aeropuerto de El Prat.

   
3 Comentarios
03

Por Lohengrin 20:26 - 12.08.2017

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Es justamente lo mismo que haría Maduro, por ejemplo.

02

Por para más INRI 14:08 - 12.08.2017

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Es lo que tiene un gobierno franquista, que lo arregla todo mandando a la guardia civil.

01

Por montyp 9:08 - 12.08.2017

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La Guardia civil esta para otras cosas.no pa reventar huelgas. Que paguen como Dios manda.