+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

TODO APUNTA A UN LAMENTABLE ACCIDENTE

Muere una mujer en un incendio en un piso okupado de Martorell

El piso tenía la luz pinchada y un hombre resultó intoxicado

 

REDACCIÓN
20/01/2017

Una mujer de 49 años murió y un hombre resultó herido ayer al incendiarse el interior de su piso, un dúplex de Martorell. Los Bombers de la Generalitat fueron alertados sobre la una de la madrugada y enviaron a cuatro dotaciones que extinguieron el fuego rápidamente con extintores.

El incendio afectó a un sofá sobre el que se localizó a la víctima mortal, que estaba calcinada, mientras que el herido es un hombre de 49 años que fue trasladado a un centro hospitalario a causa de una intoxicación leve por inhalación de humo. Al lugar del siniestro se desplazaron ocho patrullas de los Mossos d’Esquadra, efectivos de la Policía Local y de emergencias.

La policía catalana no observó indicios de criminalidad en el cadáver de la mujer y trabajan con la hipótesis de que el incendio fue accidental. Sin embargo, los investigadores están a la espera del resultado de la autopsia para confirmar que se ha tratado de un siniestro.

PISO OKUPADO Y LUZ PINCHADA / El piso afectado es propiedad de una entidad bancaria y la pareja lo ocupaba ilegalmente, al parecer desde hace unos tres años. Los okupas tenían pinchado el suministro eléctrico, según confirmó el Ayuntamiento de Martorell. La pareja, explica la misma fuente, no recibía ninguna atención del servicio local de vivienda.

La concejala del patronato municipal de Servicios de Atención a las Personas, Núria Canal, recordó que el ayuntamiento ofrece asesoramiento y apoyo a los vecinos del municipio que necesiten una vivienda regularizada, y destacó que solo pueden intermediar con la propiedad, aunque han de ser las personas que quieren acceder a una vivienda de alquiler social quienes lo pidan.

En el mismo bloque viven varias personas en pisos okupados que en varias ocasiones han recibido citaciones judiciales de desalojo. Uno de estos vecinos, José Linero, confirmó que vive de forma irregular en uno de los pisos de la finca desde hace tres años, y aseguró que accedió a la vivienda tras pagar 500 euros a un intermediario. Según este testimonio, que solo conocía a la víctima del incendio «de vista», la mayoría del resto de vecinos también viven en pisos okupados.