La Escuela Municipal de Música de Almendralejo ha puesto en marcha un nuevo proyecto pedagógico dirigido a los padres y madres de sus alumnos con el objetivo de engancharles al mundo de la música y puedan disfrutar como lo hacen sus hijos. Su desarrollo llevaba tiempo rondando en la cabeza de Narciso González, su director, y ha tomado cuerpo en las últimas semanas.

El pasado viernes se celebró una primera reunión con los interesados, y una treintena acudió a la cita para ver qué posibilidad había de asistir a una clase a la semana en un horario ajustado a ellos. «Sabemos que hay muchos padres que tocan algún instrumento, que cantan bien o que, simplemente, tienen curiosidad por aprender cosas del mundo de la música. Y les queremos dar esa oportunidad», explica Narciso González, quien confiesa que se dieron cuenta de que esta idea podría prosperar cuando el año pasado muchos progenitores se involucraron en el concierto final de clausura del curso.

La escuela de música ha indicado que para participar en este proyecto no se tendrá en cuenta ni el nivel de conocimiento musical ni la destreza a la hora de tocar un instrumento, sino que se adaptará al nivel de cada uno de los participantes. A todos se les proporcionará las herramientas necesarias para hacer música y enseñarán conceptos teóricos.

«Esta es una manera de seguir implicando a los padres en el proyecto de sus hijos. Este viernes tendremos un segundo encuentro para saber horarios y disponibilidades», informa el director, quien añade que «las ganas y la predisposición son los únicos requisitos para poder participar».

Profesores/ De otro lado, la escuela espera que a finales de mes puedan reanudarse las clases de distintas especialidades que fueron suspendidas por la falta de profesores. Ahora, solo tiene tres para atender a más de 180 matriculados. De hecho, recientemente, el ayuntamiento convocó una bolsa de empleo para contratar más profesores, pero todavía se está formando el tribunal encargado de evaluar a los aspirantes.

Éste ha sido el año que más matriculaciones se han realizado en la escuela e, incluso, ha habido más de una veintena de aspirantes a entrar en lista de espera. En este sentido, Narciso González tiene claro que «Almendralejo siempre ha sido un lugar que siente una atracción tremenda por la música. Tenemos gente con ganas de hacer música», subrayó el director del centro.