El colectivo 'Amigos de las chimeneas' de Almendralejo ha presentado un folleto informativo donde detalla un estudio pormenorizado de mediciones exactas de las diez chimeneas industriales que hay en el suelo urbano de la localidad y que forman parte del patrimonio cultural de Almendralejo. Este trabajo se ha realizado en colaboración con la Concejalía de Turismo y para ello se ha contado con la ingeniera técnico en topografía Rosa María Espino, quien de manera desinteresada ha realizado las mediciones.

La chimenea que está en la fábrica llamada Molino Limón, que después pasó a ser la empresa Zacarías de la Hera e Hijos, en la calle Lago de Alange, es la más alta con una altura total de 28,71 metros. Fue construida en 1980. Le sigue la chimenea de la calle Luna, justo en las Bodegas Montero y que fue construida por la cuadrilla de Hermenegildo en 1948. Mide 27,21 metros. El resto de chimeneas medidas son la del conventual San Antonio, Museo del Vino, Luis Bermejo Cruz, calle Molineta, calle Lobón, calle Granados, calle Luna (número 16) y calle San Roque.

Manuel Rodrigo Asensio ha sido el coordinador de todo este trabajo y es fiel defensor de este tipo de patrimonio cultural. También Pepe García Cano, tesorero del colectivo, alabó que el equipo de gobierno haya tenido a bien poner en valor este patrimonio y espera que el folleto sirva para darle más realce.

Amigos de las Chimeneas ha desvelado que el ayuntamiento tiene la intención de adquirir unas instalaciones colindantes a la chimenea de la calle Molineta que podrían asegurar la supervivencia de la misma.