Coincidiendo con este lunes, ha comenzado la vacunación anti covid-19 para el grupo de población de menos de treinta años de la localidad. El primer llamamiento se ha efectuado entre los nacidos en el año 1.992, que han recibido su primera dosis, junto al grupo poblacional de 30 y 31 años. De esta manera se da por cerrada la inyecta, (de al menos un pinchazo), entre todos los habitantes del municipio mayores de treinta años.

 La previsión, es que antes de que acabe el mes de julio puedan haber recibido su dosis la mayoría de jóvenes de entre 20 y 29 años. Se trata, explican desde la coordinación del Centro de Salud, de “uno de los grupos de población con menor número de residentes”, debido, en su mayor parte, a que “muchos de ellos se encuentran fuera del municipio”, por cuestiones laborales, de estudios, o vacacionales, con lo que en “bastantes” casos, podrían recibir la vacuna en su actual lugar de residencia.  De no ser así, podrán comunicar su situación al Centro de Salud, y “dependiendo del número de viales disponibles”, ser vacunados en su localidad de origen.

 Vacunación masiva

 Mañana martes, el Pabellón Multiusos del Recinto Ferial, acogerá una nueva sesión de vacunaciones masivas. Con ella se cerrará la pauta completa al grupo de población de cuarenta años. Están convocadas todas aquellas personas que recibieran su primera dosis los días 25, 28, 29 y 30 de junio, así como quienes se vacunaron el día 1 de julio. Las vacunas se suministrarán de 9 a 14 horas, y como viene siendo habitual, los usuarios únicamente deberán portar su Documento Nacional de Identidad y la Tarjeta Sanitaria.

 Situación covid-19

 En cuanto a la situación actual de esta quinta ola, la localidad cuenta al día de hoy, con cinco casos activos, del total de nueve, comunicados desde el inicio del mes de julio. Aún continúa abierto el último brote comunicado por Sanidad Pública. Cabe recordar que la localidad comenzó el mes en curso con cero casos activos, tras un adverso junio, en el que se declararon dos brotes, con una treintena de infectados, que incluso provocó el cierre perimetral de la localidad.

 Los contagios actuales, al igual que sucede en el resto de país, se están dando entre jóvenes, no vacunados, con origen social, con lo que las autoridades sanitarias, vuelven a incidir en la “obligatoriedad” de seguir cumpliendo con “todas las medidas de prevención”, con el objetivo de poder llegar a su tramo de vacunación “en las mejores condiciones sanitarias posibles”.

  Desde que comenzara la crisis sanitaria del covid-19, Monesterio ha alcanzado la cifra de 206 contagios, de los cuales, 5 continúan activos. Durante los periodos de mayor virulencia, el municipio ha tenido que lamentar el fallecimiento de 6 vecinos y vecinas, a causa de esta enfermedad.