Un vecino de la localidad pacense de Cheles ha sido investigado como presunto autor de la sustracción de ganado porcino y pienso, pertenecientes a una explotación ganadera del mismo municipio. Desde finales del pasado año, la Guardia Civil tenía conocimiento de la sustracción de pienso y cerdos que se estaría llevando a cabo del interior de la finca y sospechaban de la implicación de un trabajador del lugar.

Dentro de los dispositivos de servicios encaminados al esclarecimiento de los hechos, a principios de septiembre se interceptó un vehículo conducido por el sospechoso. Momento en el que transportaba varios sacos de pienso que supuestamente acababa de sustraer y que trasladaba a su propia explotación.

Inspeccionada la finca, los agentes lograron localizar y recuperar en ella unos 2.000 kilos de pienso ocultos en una caseta de aperos, y una quincena de las cabezas de ganado porcino que camuflaba entre otras de su explotación que posteriormente fueron reconocidos por su legítimo propietario. Además, se recuperó material de construcción del que también se habría apoderado de la finca donde trabajaba.

Con todas las pruebas incriminatorias, al responsable de la acción delictiva se le instruyó diligencias como presunto autor de la sustracción de ganado y pienso, así como material de construcción. Las diligencias instruidas son puestas a disposición de los Juzgados de Instrucción Olivenza.