Tecnología Extremeña del Litio (TEL), empresa que promueve el proyecto de una mina a cielo abierto en Valdeflores, acudirá a un proceso contencioso administrativo contra el acuerdo de la Junta de no conceder el permiso de investigación de los recursos mineros. En una información al Mercado de Valores de Australia la empresa detalla que la decisión de la Junta no es ajustada a ley y que se trata de una contradicción con el dictamen anterior de la Junta de Extremadura, que en 2016 llegó a conceder un permiso de investigación en las misma zona. 

Ryan Parkin, director general de Infinity Lithium, empresa que participa en TEL, habla en la comunicación de «múltiples inconsistencias administrativas» por parte de la Junta y de «contradicciones» entre el acuerdo de 2016 y el adoptado en abril, cuando se informó del desestimiento del permiso de investigación. Esa decisión distinta sobre el mismo asunto será una de las bases en las que la empresa sustentará su recurso.

Por otra parte, la Dirección General de Sostenibilidad de la Junta de Extremadura ha impuesto una multa de 2.000 euros a la empresa minera, según informa la agencia Efe desde la Asociación de Vecinos de la Sierra de la Mosca. La sanción es porque no se ha cumplido la sentencia judicial firme del juzgado Contencioso Administrativo de Mérida que obliga a restaurar los caminos y plataformas abiertas por la empresa en Valdeflores, cuando, precisamente, estaba realizando los sondeos permitidos en el primer permiso de investigación.