Las obras de la plaza de toros "no se están retrasando intencionadamente ni se están retrasando", ha manifestado el alcalde Luis Salaya, en respuesta a las declaraciones de ayer del portavoz del PP, Rafael Mateos, que acusó al equipo de gobierno de ralentizar la reforma del coso y, con ello, evitar la vuelta de los festejos taurinos a la ciudad. El mandatario municipal justificó la situación diciendo que "son unos procedimientos muy difíciles porque es un edificio que es patrimonio histórico, que es muy importante. Es un edificio protegido que tiene unas condiciones que han hecho que el proceso sea más lento, que haya que revisar proyectos, que haya que cambiar la estrategia con la que se afrontaba y en cuanto sea posible iniciar las obras se van a iniciar. Confiamos en que será pronto. En cuanto se pueda. Este expediente no ha parado en ningún momento, que ha estado avanzando. Se presentó un primer proyecto que hizo el ayuntamiento, que luego acordamos con la diputación uno nuevo porque la Comisión Provincial de Patrimonio así lo sugirió y se abordó un estudio más respetuoso, que intervenía con menos impacto en la reparación de la cubierta , se está trabajando en eso y entre el ayuntamiento y la diputación se está sacando adelante".

Salaya insiste en que "no se están retrasando desde el equipo de gobierno, al contrario, cuando llegamos al ayuntamiento nos encontramos una plaza de toros cacereña que amenazaba ruina y que no había abierto ni un solo expediente para intentar repararla. Era la realidad. Es lo que dejó Rafa Mateos después de gobernar toda la legislatura y es lo que nos encontramos cuando llegamos. Entiendo que al señor Mateos le preocupan más los toros que a mí. A veces cuando le escucho tengo la sensación de que solo le preocupan los toros, pero de hacer, hacer, hacer, no habían hecho absolutamente nada".

Y en clave política remata: "Entiendo que ahora, que les amenaza Vox y que les respira la ultraderecha en el cogote se interesa mucho más por estos temas. Pero durante las dos legislaturas que gobernaron se dejaron caer la plaza de toros. E independientemente de que te gusten más los toros o menos, lo que sí fue una vergüenza es dejar que un edificio histórico se deteriorara como se deterioró sin hacer nada por mantenerlo".

Rafa Mateos no ha tardado en contestar al alcalde al asegurar que sus declaraciones "faltan a la verdad y son un engaño a todos los cacereños, que el PP no va a permitir". El portavoz ha manifestado que el único interés de Salaya y el PSOE por este BIC, "es cuando Vara o Pedro Sánchez han querido hacer mítines políticos allí". Mateos ha recordado que en febrero de 2020 Salaya prometió que actuaría y cumpliría con las obras de mejora en la plaza de toros y que lo haría en los próximos meses de ese mismo año. "La realidad a día de hoy, es que no ha hecho nada al respecto porque no es capaz, no le interesa ni quiere que en Cáceres haya festejos taurinos".

Para los populares esta situación tras dos años y medio de gobierno de Salaya es "inasumible e injustificable, porque seguimos viendo como cada día este BIC se estropea aún más, sin que nadie del equipo de gobierno socialista haga nada al respecto". Además, el PP ha recordado que lleva más de dos años solicitando el arreglo en la Era de los Mártires, "es más, hasta presentamos en el pleno de febrero de 2020 una moción para el arreglo de la plaza de toros, que se aprobó gracias a los votos del PP y de los concejales no adscritos, mientras Salaya y todos sus concejales socialistas se abstuvieron en esta iniciativa".

Por otro lado, Rafa Mateos ha manifestado que "es una pena que Salaya siga sin conocer la realidad de lo que acontece en nuestra ciudad y en el Ayuntamiento de Cáceres, ni cuando estaba en la oposición ni ahora que está en la alcaldía". Muestra de ello, "es que nos sorprende que afirme que el PP no hizo nada en la Era de los Mártires cuando gobernaba en la ciudad, porque en esos años se rehabilitaron espacios interiores, los techos abovedados, actuaciones de impermeabilización, mejoras eléctricas, pintura, nuevas puertas de acceso para evacuación o la adaptación de palcos y pasillos, entre otras muchas, además de dejar listo y preparado el proyecto de las obras de mejora que son tan necesarias".

Los Populares han lamentado que "la plaza de toros esté abandonada, derruida, dejada y en el olvido, por la falta de interés de Salaya y por su negativa a celebrar festejos taurinos en Cáceres, cuando estas instalaciones y su buen estado permitirían albergar diversos y numerosos eventos culturales". Por último, el PP ha pedido a Salaya y al PSOE que no se pueden olvidar que deben gobernar para todos los cacereños y sus intereses generales, y no conforme a los gustos personales de los miembros del gobierno socialista de Cáceres.