Kiosco

El Periódico Extremadura

ejerce de profesor en COP Formación y también imparte clases online en CNP Coach

Cómo ser policía en Cáceres

Francisco José Pérez forma a los nuevos aspirantes, más de un centenar al año

Francisco José Pérez posa ante la comandancia del Cuerpo Nacional de Policía de Cáceres. SILVIA SÁNCHEZ FERNÁNDEZ

Si se le pregunta al preparador físico cacereño Francisco José Pérez cuál es el éxito del alto porcentaje de aprobados entre sus alumnos a las oposiciones a Policía Nacional tiene bastante clara la respuesta: «La ilusión que transmitimos desde el primer momento». Por sus entrenamientos han pasado numerosos aspirantes, una media de algo más de 100 personas por año, que bajo sus órdenes consiguen las condiciones físicas para superar las pruebas.

Muchos de ellos ya ejercen de policía. Otros siguen su camino, y cuatro días a la semana acuden a la academia donde ejerce de profesor en COP Formación (Las Capellanías) y El Cuartillo, mientras los hay que asisten a sus clases online (CNP Coach). Este profesional que estudió Ciencias del Deporte en la UEx y posee varios títulos formativos en otras disciplinas, compagina ambos trabajos con gran ilusión.

«En función del día, los alumnos reciben una formación personalizada por grupos. Realizan carreras, salto, circuitos, abdominales, ejercicios de agilidad, barra... en el gimnasio y al aire libre», explica a El Periódico Extremadura.

Alumnos durante sus clases. EL PERIÓDICO

«Los éxitos nos avalan y el boca a boca también es importante. En 2021 el 90% de los aspirantes de la academia consiguió superar las pruebas físicas», señala Pérez , que destaca «el alto nivel del profesorado, las instalaciones deportivas y de docencia». 

Puede presumir de ser de los pocos que hace sudar la gota gorda a los futuros policías nacionales de España. «Les hago sufrir para que cumplan una meta, pero en el fondo me aprecian. Y es que aparte de la preparación física, compartir objetivos y preocupaciones con el resto de compañeros les supone un apoyo moral para afrontar las pruebas», dice.

Un puesto estable en las difíciles circunstancias que vive el mercado laboral y la vocación es lo que motiva cada vez a más chichos y chicas a prepararse para Policía Nacional. «Es una profesión bonita y tienes una seguridad», comenta el joven preparador físico delante de la jefatura del Cuerpo Nacional de Policía, el destino soñado por muchos de sus alumnos

Compartir el artículo

stats