La clave de su éxito fue no dejar que un mal minuto destruyera una vida entera, por eso aquel 30 de enero de 1985 en el que un accidente le arrancó el brazo izquierdo se propuso continuar su sueño y logró convertirse en el deportista paralímpico extremeño más carismático de todos los tiempos. Kini Carrasco, Medalla de Extremadura, Hijo Predilecto de la Ciudad de Cáceres, acaba de cumplir otro sueño más: conseguir el 'sí' quiero de su novia, Natalia Manzano, a la que ha pedido matrimonio en plena línea de meta, tras haber conquistado en Bilbao el título de Campeón de Europa de Duatlón.

Carrasco viaja ya de vuelta a Cáceres donde mañana tiene previsto participar en la Media Maratón, prueba en la que este año se ha volcado de un modo especial. Precisamente, el alcalde, Luis Salaya, ha destacado su implicación y compromiso y ha indicado que su defensa de la competición ha animado a la participación.

De esta manera, Joaquín ‘Kini’ Carrasco (1965), ganó la carrera de su vida: la de recibir el ‘sí quiero’. Lo hizo tras ganar el Campeonato de Europa de Triatlón Multideporte Bilbao Bizkaia en su disciplina, la de Paratriatlón en la categoría PST3. El deportista extremeño, apodado el ‘abuelo de la Paratriarmada’, cumplió doblemente su sueño en la prueba del duatlón. Cruzó la meta en primera posición, colgándose la medalla de oro (el séptimo metal en su carrera) y vio cómo su novia, Natalia Manzano, aceptaba su petición de matrimonio.

Kini Carrasco, con la FETRI como cómplice, cruzó la meta para volver sobre sus pasos a buscar a la también triatleta, quien competía en su categoría dentro de los Grupos de Edad (40-44) y que terminó en cuarta posición. Ambos atravesaron la línea de meta cogidos de la mano, momentos antes de que Kini hincara la rodilla y pidiera matrimonio a una Natalia, visiblemente emocionada que le dio el ‘sí quiero’.

“Somos dos enamorados del deporte, qué mejor manera que pedírselo así”

“Siento una emoción doble, había que pedirle la mano de una manera que fuera distinta a lo demás”, aseguró un Kini con voz aún temblorosa. “Los dos somos enamorados del deporte, Natalia sufre lo que es trabajar a diario para estar en forma, y qué mejor modo que reconocérselo delante de todos los amigos y delante de lo que está siendo nuestra vida”.

“Kini ha vuelto a demostrarme lo afortunada que soy”

Natalia, novia y futura esposa, aseguró que “ha sido una sorpresa, Kini está sorprendiéndome cada día y demostrándome la suerte que tengo de vivir con él. ¡Todavía me tiembla la mano!", concluyó Natalia al mostrar el anillo de pedida. Lo que el deporte une, que nada lo separe. Este Campeonato de Europa de Triatlón Multideporte Bilbao Bizkaia no ha hecho más que arrancar y ya hemos vivido uno de los grandes momentos.