Susto mayúsculo en una perfumería de Cáceres después de que un zorro se colara en el establecimiento. El suceso ha tenido lugar a media mañana de este miércoles en un local de la avenida Antonio Hurtado. El animal ha accedido al negocio por la puerta de entrada cuando estaba abierto y ha sorprendido a empleadas y clientes.

Imagen de la gente apostada a las puertas de la perfumería esta mañana. EL PERIÓDICO

Hasta el lugar se han desplazado patrullas de la Policía Local, Policía Nacional y bomberos. Estos últimos han capturado al animal vivo con una jaula. El incidente ha generado una gran expectación entre los viandantes, que se han aglomerado en la calle para captar con sus teléfonos imágenes de lo sucedido.

Imagen de la captura del zorro en la perfumería Aromas. EL PERIÓDICO

Hipótesis

La hipótesis que se baraja es que el zorro bajara al centro de la ciudad buscando alimento este miércoles coincidiendo con que las calles no tenían mucho tránsito a causa de la lluvia y del partido del Mundial. A primera hora de la mañana, merodeaba las inmediaciones del colegio María Auxiliadora y la policía ya había emprendido su búsqueda. Por su parte, el animal, visiblemente desorientado, ha continuado su recorrido hasta la avenida y ha accedido al negocio.

Bomberos y policías tratando de buscar al animal en el interior de la perfumería Aromas. EL PERIÓDICO

"No dábamos crédito"

"Estábamos aquí y de repente ha entrado el zorro. No dábamos crédito, estaba muy asustado, ha intentado esconderse y ha orinado en las estanterías", ha puesto de manifiesto una de las empleadas de la perfumería.

El balance del encargado

El encargado hacía balance este miércoles de los daños, que asegura no han sido cuantiosos. Afortunadamente, ningún trabajador ha resultado herido. Una anécdota para contar en las cenas navideñas. "Si es 28 de diciembre nadie nos cree", concluyen las empleadas.

Imagen del zorro en el interior de la jaula. EL PERIÓDICO

No es la primera vez que animales salvajes irrumpen en la ciudad. Las escenas más conocidas por los cacereños son la de los jabalíes en el parque del Príncipe y en otras barriadas de la ciudad.