Consecuencias de la intoxicación

Los agentes forestales abren una zanja para enterrar a los peces muertos en Arrolobos

Los operarios de la Dirección General de Gestión Forestal, Caza y Pesca ya sanean el río Hurdano

Una máquina hace una zanja para enterrar los peces muertos en Arrolobos.

Una máquina hace una zanja para enterrar los peces muertos en Arrolobos. / CEDIDA A EL PERIÓDICO

Los Agentes del Medio Natural de la Dirección General de Gestión Forestal, Caza y Pesca en Las Hurdes han abierto una zanja para enterrar los cientos de peces muertos en el río Hurdano, cercano a Arrolobos, pedanía de Caminomorisco. La Consejería de Gestión Forestal y Mundo Rural de la Junta de Extremadura corre con los gastos de la máquina encargada de abrir el foso. El objetivo de esta actuación es sanear el cauce de los animales fallecidos.

Agentes del Medio Natural señalan la zanja para enterrar los peces muertos en Arrolobos.

Agentes del Medio Natural señalan la zanja para enterrar los peces muertos en Arrolobos. / CEDIDA

Fue el pasado martes cuando los habitantes de la localidad denunciaron que habían aparecido cientos de pescados sin vida en el cauce del río que pasa cerca del municipio. Aunque la investigación está aún abierta, los vecinos achacaron a una empresa aceitunera de Vegas de Coria la culpa de los hechos. Son los agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) y los operarios de la Confederación Hidrográfica del Tajo los encargados de llevar a cabo las pesquisas.

Los agentes pudieron verificar el pasado miércoles que la mortandad se extendía a lo largo de cinco kilómetros del río. El consejero Ignacio Higuero de Juan visitó el municipio afectado, donde estuvo acompañado por la alcaldesa de la localidad, Noelia Martín, y parte de los residentes.

Los vecinos continúan mostrándose críticos con la situación que están viviendo y tratan de "movilizar a todo el mundo para que se esclarezca la situación cuanto antes y que se encuentren los culpables". De hecho, han utilizado también las nuevas tecnologías para explicar la situación y han publicado un vídeo en YouTube para denunciar los hechos: "No hace falta ir a ningún laboratorio, solo es necesario ver la situación en la que está el río".

Suscríbete para seguir leyendo