La Guardia Civil de Madroñera ha desmantelado una plantación de cannabis sativa en una vivienda de dicho municipio con la detención de dos personas. Así lo ha dado a conocer la Comandancia de Cáceres en una nota emitida ayer en la que se detalla que tras el registro domiciliario fueron aprehendidas 396 plantas de marihuana en fase de crecimiento, procediendo a la detención de un hombre y una mujer, de 36 años y vecinos del municipio, como presuntos autores de delitos contra la salud pública y defraudación de fluido eléctrico.

Además, durante la investigación, los agentes realizaron distintas diligencias de indagación recabando, incluso, informes de la compañía de suministro eléctrico en los que se ponía de manifiesto el excesivo consumo eléctrico que se estaba llevando a cabo en la vivienda. Tras recabar todas las pruebas necesarias, añade la nota, «se solicitó un registro en la vivienda objeto de sospecha». Este se realizó el 28 de abril y se pudo comprobar el delito contra la salud pública, por cultivo o elaboración de drogas, así como el de defraudación de fluido eléctrico.

Durante la actuación, se intervino una báscula de precisión, 710 euros en billetes de diverso valor y tras desmantelar la infraestructura utilizada para la elaboración de drogas, procedieron de igual modo con la instalación eléctrica con la que se valora que hicieron un fraude de fluido eléctrico valorado en 90.000 euros. Los detenidos pasaron al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Nº 2 de Trujillo.