«nO HAY NADA IMPOSIBLE», ASEGURA SU PROGENITOR SOBRE SU HIJO, UN EJEMPLO DE SUPERACIÓN

Un joven con síndrome de syngap culmina el Camino de Guadalupe

El malagueño de 16 años Álvaro Calvente recorrió 120 kilómetros junto a sus familiares. Fue recibido por el arzobispo de Toledo y por el alcalde en el Real Monasterio

El joven Álvaro Calvente, junto a familiares y el alcalde de Guadalupe en el Real Monasterio.

El joven Álvaro Calvente, junto a familiares y el alcalde de Guadalupe en el Real Monasterio. / EL PERIÓDICO

El Camino Real de Guadalupe ha acogido durante estos días la peregrinación realizada por el joven malagueño Álvaro Calvente, junto con su padre Ildefonso y su padrino Carlos. Los tres peregrinos llevaron a cabo un tramo del trayecto y recorrieron 120 kilómetros a pie, partiendo desde la ciudad de Talavera de la Reina (Toledo). Una ruta que hicieron en seis etapas donde notaron el cariño y la cercanía de la gente. Además pudieron visitar las siguientes localidades: Calera y Chozas, Oropesa, Puente del Arzobispo, Carrascalejo, Villar del Pedroso, Navatrasierra y el pueblo guadalupense.

Álvaro forma parte de una familia andaluza compuesta por sus padres, Ildefonso y Raquel, junto a 10 hermanos. El adolescente nació hace 16 años con una discapacidad intelectual, debido al síndrome de syngap, pero cuenta con «otras altísimas capacidades» como subraya su progenitor con gran orgullo. «Nos ha enseñado, por ejemplo, que no hay nada imposible y que Dios siempre va por delante», ha apuntado.

Álvaro junto al arzobispo de Toledo, Francisco Cerro Chaves.

Álvaro junto al arzobispo de Toledo, Francisco Cerro Chaves. / El PERIÓDICO

«Recibimos el martes con muchísima ilusión y como se merecía a este grupo de peregrinos tan especial. A su llegada, mantuvieron un encuentro con la Asociación Asdivi Villuercas, después participaron en una misa en homenaje a los penitentes oficializada por el arzobispo de Toledo, Francisco Cerro Chaves», ha explicado a El Periódico Extremadura el alcalde de Guadalupe, Felipe Sánchez Barba.

POSITIVIDAD

«Son un ejemplo de superación y han demostrado aquello de que si se quiere se puede. Es increíble la capacidad de transmitir vida y positividad que tienen algunas personas, a las que ponemos calificativos de discapacitadas. Álvaro me cogió la mano y noté su bondad y su energía», ha indicado el regidor.

El joven, a través de las redes sociales, estuvo recogiendo peticiones que sus seguidores le hicieron llegar a través del hashtag #AGuadalupelepido y que el malagueño llevaba escritas en dos cuadernos que depositó ante la imagen de la Patrona de Extremadura y Reina de la Hispanidad.

También durante el verano de 2020, estos peregrinos realizaron una parte del Camino de Santiago, tras cuya experiencia recibió una carta del Papa Francisco, quien le agradecía su valentía por ponerse en camino y llevar un mensaje de esperanza.