La Guardia Civil ha detenido a un vecino de Miajadas de 27 años que se encontraba fugado del centro penitenciario de León, como supuesto autor de un delito de violencia de género, tras retener en su domicilio contra su voluntad a su compañera sentimental desde el pasado 17 de junio.

La mujer aprovechó un descuido, pudo salir de la vivienda y acudió a la Guardia Civil de Miajadas para interponer, el pasado 24 de julio, una denuncia por los supuestos delitos de malos tratos físicos, psíquicos y coacciones contra su compañero sentimental.

De forma inmediata, los agentes, acompañados por la Policía Local, se desplazaron hasta el domicilio, donde el denunciado se encontraba encerrado con otro familiar, menor de edad, aunque finalmente accedió a salir de la vivienda.

Una vez identificado, se comprobó que el mismo tenía una orden de búsqueda y captura, ya que debía reingresar al centro penitenciario de León, donde cumple condena, constándole, además, numerosos antecedentes por varios delitos.

La Guardia Civil procedió a su detención por un supuesto delito de violencia de género y fue puesto a disposición del titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Guardia de Trujillo, para su posterior ingreso en prisión.