El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Cáceres ha inadmitido por «falta de legitimación activa» el recurso contencioso administrativo interpuesto por la Asociación de Abogados Cristianos contra la retirada y traslado de la Cruz de los Caídos de Casar de Cáceres al cementerio municipal, con imposición de costas al colectivo. 

El juzgado basa la inadmisión en que «la recurrente ni es titular del derecho a la libertad religiosa, ni invoca o acredita un derecho de acción pública urbanística sobre la localidad de Casar de Cáceres para poder interesar nada en relación a las decisiones que afectan al patrimonio monumental de la localidad».

El ayuntamiento que preside Rafael Pacheco finalizó el pasado mes de julio el traslado de la Cruz de los Caídos al cementerio, en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica, en una acción que supuso un coste de 3.707 euros para eliminar este símbolo del centro del municipio.

Abogados Cristianos interpuso recurso contra el acuerdo plenario del pasado 25 de marzo, en el que se acordaba la retirada de la cruz sita en el inicio de la calle Larga. 

Plaza de los Abuelos y abuelas en Casar de Cáceres

El objetivo del traslado, «además de cumplir con las recomendaciones de la Comisión Provincial de Expertos de la Memoria Histórica», era reestructurar la plaza donde se ubicaba, que pasará a denominarse plaza de los Abuelos y abuelas y contará con una escultura diseñado por el actor cacereño Santi Senso.

La defensa judicial del ayuntamiento ha sido realizada por el servicio jurídico de la Diputación Provincial de Cáceres