Con excepciones como la de Guadalupe, donde el derroche lumínico navideño la posiciona al nivel de muchas ciudades y capitales de provincia, lo cierto es que la navidad llega a los pueblos más lenta y tímidamente.

Poco a poco, los municipios de la provincia cacereña comienzan a encender su navidad, y los consistorios que mejor se las ingenian son capaces de configurar una programación propia para crear comunidad y establecer lazos entre los vecinos y los visitantes, a través de actividades intergeneracionales y abiertas, generalmente, para todos los públicos.

Pero para aquellos consistorios escasos de ‘luces’ y presupuesto, la Diputación de Cáceres ofrece pasacalles, marionetas, teatro, magia y villancicos, en su Programa de Navidad Provincial que, del 11 al 19 de diciembre, recorrerá 26 municipios con espectáculos dirigidos a toda la familia y para disfrutar, en su mayor parte, por las calles y plazas del pueblo (toda la programación puede consultarse en la web oficial de la Diputación).

«Que un pasacalles, por ejemplo, que ha estado en grandes festivales como en el Festival de Mérida, hoy pueda verse en un pueblo pequeño es una maravilla». Es parte de la filosofía del programa de la Diputación de Cáceres, así como del resto de proyectos: llevar cultura y actividades a todos los rincones de la provincia, sin tener en cuenta el tamaño o el número de habitantes.

El diputado de Cultura y Deportes, Fernando Grande Cano, acompañado de dos de los artistas participantes, el mago Sergio Barquilla y el actor Roberto Calle, de la compañía Escalera de Tijera (en la foto), desvelaron ayer este programa de elevado presupuesto.

«Después de un año en el que tuvimos que suspenderlo», por la pandemia, «regresa con espectáculos de enorme calidad para toda la familia, para grandes y pequeños, que van a llenar de color y música las calles y plazas de los pueblos», ya que la mayoría de los números están pensados para realizarse en exteriores, a excepción de los espectáculos de magia o de villancicos.

Así, se podrá disfrutar de pasacalles de la mano de compañías como Asaco Producciones, De amarillo Producciones, La Escalera de Tijera, Teatrapo, Tupá Percusión Teatral o Zteatro. También se contará con canto a la navidad y la recuperación de la tradición oral de los villancicos con Lumi y Kike; magia con Sergio Barquilla y su «Entre pañuelos y varitas», o con las coloridas marionetas de Panduro Producciones.

Tanto Sergio Barquilla como Roberto Calle subrayan la importancia de programas de este tipo, «por lo que no podemos hacer otra cosa que agradecer la creación de estas actividades de las que nos beneficiamos tanto la población en general como las compañías, y esta navidad nos pueden salvar, en muchos casos, programas como este de la Diputación cacereña; programas que se reparten entre distintas compañías, y pueden mostrar sus buenos trabajos, y que benefician a su vez a la ciudadanía en general que disfruta de ellos».

Presupuesto

Para esta edición, la Diputación de Cáceres cuenta con un presupuesto más abultado de 100.000 euros, una partida mayor que la edición pasada, que estuvo en torno a los 81.000 euros, lo que refleja la importancia que la Institución provincial da a las políticas que llevan cultura y actividades a todos los rincones, «porque, al final, todos los municipios se benefician de alguno de los programas que tenemos a lo largo del año».