La Asociación para el Desarrollo del Valle del Alagón (Adesval), que tiene su sede en Coria, ha cerrado su sexta convocatoria de ayudas con un total de 60 proyectos de interés para la comarca. Así lo ha dado a conocer el colectivo en una nota en la que explica que la inversión prevista en la comarca superará los 5 millones de euros en los próximos meses, unos fondos que llegarán a 16 municipios dentro del ámbito de actuación del grupo de acción local. Así mismo, desde Adesval se explica que esta sexta convocatoria de ayudas «se ha podido sacar gracias al aporte de fondos de transición que la Junta de Extremadura, a través de la consejería de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio, ha incorporado al programa actual, periodo 2014/20, tras la ampliación del convenio suscrito entre la administración regional y Adesval a finales de 2021».

De la misma manera resaltan que se han presentado numerosos proyectos relacionados con la creación y mejora de infraestructuras turísticas, destacando 20 nuevos apartamentos turísticos ubicados en los términos municipales de Coria, Torrejoncillo, Carcaboso, Valdeobispo y Alagón del Río. «Es el sector que más crece y ello es resultado de la capacidad de crecimiento en nuestra zona», dijeron desde la asociación. Igualmente, recalcaron la importancia de los proyectos relacionados con las cooperativas agrarias que en esta ocasión apuestan por la modernización y diversificación de servicios en Riolobos, Ceclavín y Montehermoso. Especialmente, las que se localizan en pueblos pequeños como Casillas de Coria, Huélaga, Portaje, Puebla de Argeme y Valdencín, que son una apuesta de sus vecinos por luchar contra la falta de servicios, ayudando a frenar la despoblación. El sector de la industria y servicios sigue aportando proyectos de mejora y modernización. principalmente, en Coria, Montehermoso y Torrejoncillo, aunque también están presentes en otros municipios intermedios como Ceclavín, Holguera, Riolobos y Galisteo. 

Finalmente, desde Adesval resaltaron que esta convocatoria «demuestra una importante vitalidad del sector empresarial de la comarca que tiene detrás personas que creen que vivir y generar empleo y riqueza en su tierra es posible». «Es un reto muy grande para Adesval y las administraciones regional y locales», dijeron.