La Cruz Villanovense ha dado un paso de gigante hacia la permanencia en la División de Honor de juveniles. Todo lo contrario le sucede al Extremadura, que a pesar de ganar su partido de este domingo certifica de manera matemática su descenso a Liga Nacional Juvenil.

Tenía que ganar La Cruz Villanovense y lo hizo con solvencia. Se impuso 3-1 al Santa Marta de Tormes para sumar tres puntos que le han llevado hasta la cuarta posición, la primera en permanencia. En la última jornada dependerán de sí mismos los serones para asegurar su presencia en la máxima categoría de juveniles la próxima temporada. Tienen un punto más (26) que el Aravaca (25) y tres que el Atlético Pinto (23). Estos dos últimos se enfrentan entre sí en la última jornada, mientras que La Cruz visitará al Móstoles.

Ante el Santa Marta se adelantó La Cruz en el 25 con un gol de Óscar Muñoz. Amplió la renta en el 37 Borrasca, aunque antes del descanso acortaron distancias los salmantinos. Borrasca hizo el tanto de la tranquilidad (3-1) en el 65.

Goleó el Extremadura al Trival Valderas (4-1). Marco en el 29 de penalti hizo el primero de los azulgranas. Jero marcó en el 37 y Luis Morales en el 42 primero y después en el 73. Fue en la recta final cuando el conjunto de Alcorcón, que ya había asegurado la permanencia, marcó su gol.