0-Mérida: Adriá Rojas, Guille Perero, Bonaque, Mario Robles, Ebuka, Álvaro Ramón (Johan Montes, min. 29, Higor Rocha, min. 59)), César García (Roberto, min. 46), Carmelo, Artiles, Aitor Pons y Lolo Plá.

2-Moralo: Kike Reguero, Genis, Andoni (min. 47, Suso), Encabo, Juanan, Roberto, Fran Segura, Juampe, Jaime Corchado (mn. 47, David López), Buben (Osman, min. 77) y Christian Beltrán (Rubén Carrasco, min. 77).

Goles: 0-1 Buben, min.16; 0-2 Andoni, min.29

Árbitro: Mate Rincón. Castellano-Leonés. Amonestó al local Artiles y a los visitantes Cristian Beltrán y Rubén Carrasco.

Incidencias: Partido de octavos de final de la Copa Federación.

El Moralo sorprendió al Mérida en el Romano (0-2) y se clasificó para los cuartos de final de la Copa Federación. El equipo de Miguel Rubio se medirá el día 27 al Guijuelo en campo del equipo salmantino, vencedor ante el Navalcarnero (2-1), con tantos del exjugador del Coria Giráldez.

La de los visitantes fue una clasificación justa, ya que el cuadro de Juan García no evidenció la diferencia de categoría ni el factor campo. El cuadro visitante fue superior en el global del duelo, en el que nada le salió a los locales. Incluso el propio club romano dio la enhorabuena a los moralos e hizo autocrítica de esta forma: «sólo nos queda pedir perdón a nuestra afición por la imagen dada», se puede leer en la cuenta oficial de Twitter de la entidad.

La primera parte desastrosa para el Mérida y maravillosa para el Moralo. Si el cuadro romano ya se presentaba al choque con siete bajas, en el calentamiento caía también David Rocha, y para colmo, su sustituto, Álvaro Ramón, también tuvo que retirarse lesionado antes de la media hora. 

Aunque el Moralo salió muy enchufado al partido, no tardaron los locales en hacerse con el juego y acumular llegadas peligrosas desde la izquierda com centros cuyos remates eran tapados por los defensas visitantes. Los de Miguel Rubio buscaban sus opciones a la contra y así consiguieron un disparo muy peligroso de Jaime Corchado que Adriá Rojas mandó al córner que supuso el primer gol. Peinada en el primer palo de Andoni que dio en el palo y que tras varios rechaces, aprovechó Buben para adelantar a los suyos.

Parecía que el Mérida no notaría el mazazo, pero una falta de Álvaro Ramón supuso la lesión del futbolista y el equipo de Juan García se desconcentró hasta tal punto que no supo defender un nuevo saque de esquina que terminaría aprovechando finalmente Andoni tras llevarse la pelota Roberto, quizá con la mano, ante la pasividad local.

Esta vez sí fue un mazazo en la grada de la que se notaron los pitos en el minuto 33 cuando Buben estuvo a punto de hacer el tercero que salvó el portero.

Segunda parte

En la reanudación se esperaba a un Mérida en tromba y, sin embargo, lo que apareció fue un mano a mano de Buben que salva Adriá Rojas. Tras el susto inicial, la locales se fueron asentando y acercándose con peligro, incluso provocando una jugada polémica en el minuto 54 por un agarrón a Aitor Pons dentro del área que evitó que el delantero pudiera rematar bien un balón franco. Dos minutos después el propio Pons remataría al palo y Lolo Plá también en el rechace, aunque éste mucho más forzado.

Conforme pasaban los minutos, el Moralo se mostraba más cómodo y el Mérida más frustrado. De hecho, de nuevo Buben se enfrentaría al cancerbero, y de nuevo perdió la opción de poner el tercero. Ya al final, con más corazón que cabeza la locales pudieron marcar por mediación de Higor Rocha, que salvó bajó palos Juanan, y en dos remates de Ebuka y Lolo Plá, fuera. Al final, tristeza y euforia.