Suscríbete

El Periódico Extremadura

Fútbol. Segunda RFEF

El Mérida alcanza el éxtasis

Los goles de José Gaspar y Nacho González en la prórroga certifican el ascenso romano a Primera RFEF

Aficionados del Mérida, celebrando el ascenso en el césped. Cedida

2-Mérida: Javi Montoya, Felipe Alfonso (Héctor Camps, 89), Bonaque, Nacho González, Emilio Cubo, Nacho Goma (m. 84, Mario Robles), Artiles, Aitor Pons (min. 84, Guille Perero), Diego López (m. 63, Gaspar), Higor Rocha (min. 106, Carmelo).

0-Teruel: Taliby, Ceballos, Carlos Javier, Cabetas. Hermelo, (Ugalde, min. 83) Jaime Barrero (min. , Borja Romero (min. 92, Lacruz), Aparicio, Alfredo (min. 92, Fabio Conte), Emaná (min. 97, Comeras) y Guille Andrés (min. 41, Hakim).

Goles: 1-0-Min. 94: José Gaspar. 2-0-Min. 105:Nacho González. 

Árbitro: Roca Robles. Tarjetas rojas a los jugadores del Teruel Carlos Javier (min. 38) y por dos tarjetas a Cabetas (m.95) y amarillas a los emeritenses Nacho Goma, Artiles y Emilio Cubo .

Incidencias: Partido disputado en el estadio Olímpico Camilo Cano de La Nucía. Alrededor de 400 aficionados del Mérida en las gradas. Euforia final en el terrneo dejuego.

Extraordinaria alegría para el fútbol extremeño. El Mérida logró su objetivo, el billete a la Primera RFEF, tras vencer en la prórroga al Teruel (2-0). Los goles de José Gaspar y Nacho González en el tiempo extra ante un muy buen Teruel (2-0) provocaron la histeria colectiva en el equipo romano que, de la mano de Juanma Barrero, ha alcanzado lo que pocos habían podido imaginar a mitad de temporada, cuando el equipo defraudaba en el grupo IV de Segunda RFEF. La euforia en La Nucía, con los alrededor de 400 aficionados desplazados, y en el propio Mérida, ha sido total.

No fue ni mucho menos fácil la jubilosa tarea romana en este domingo glorioso. Salió mejor el cuadro aragonés, sin complejos ante un Mérida con menos urgencias porque el empate le servía. Estaba claro que se lo tendrían que currar de verdad los extremeños.

En el minuto 8, Emaná estuvo cerca del gol tras un cabezazo a centro fantástico de David Aparicio. El Teruel mostraba su peligrosidad con buen toque y transiciones ante un Mérida a la expectativa, sin prisas, esperando su momento.

Alfredo reclamó penalti en el minuto 16 en un momento en el que el Teruel era mejor. Quedaba mucho por hacer, aquello había que labrárselo de verdad porque el rival, verdugo del Cacereño, no era menor.

Se equilibró el encuentro y en las áreas no ocurría prácticamente nada, ya que ambos defendían con total solvencia. El Mérida, contemporizador, confiaba en su retaguardia y en su juego de contraataque.

Un lance del encuentro en La Nucía. AD Mérida

En una de esas, cuando menos se esperaba, llegó la jugada clave. Lolo Plá peleó un balón largo con el central turolense Carlos Rodríguez, al que le provocó que se equivocase y que posteriormente agarró al punta del Mérida claramente en acción de gol romana. La consecuencia, lógica: roja al central aragonés. Era el minuto 38.

Todo estaba a favor del equipo de Juanma Barrero. El Teruel tuvo que reajustarse con el cambio posterior del exemeritense Guille Andrés, máximo goleador del Teruel, por Hakim.

Segunda parte

Nada más iniciarse el segundo acto, el Mérida hizo efectiva su superioridad numérica con un dominio claro. Higor Rocha tuvo la primera oportunidad diáfana del Mérida. Hizo un gran control, pero disparó desviado ante la meta de Taliby.

Pero no era fácil quitarse desestabilizar al Teruel. En el minuto 60, Javi Montoya salvó al Mérida con un paradón a cabezazo de Emaná. Una nueva ocasión del rojillo Ceballos dos minutos después avisaban de las intenciones turolenses.

Ya con José Gaspar en el campo desde el inicio mostrando su talento sobrado, Taliby también estuvo espectacular a testarazo de Lolo Plá en la respuesta extremeña a la amenaza rojilla.

El partido estaba en el alambre. Apenas ocurrieron cosas antes de la prórroga. La tensión se palpaba en el ambiente porque un gol lo mediatizaría todo.

En la prolongación ahí estaba José Gaspar para rematar con su extraordinario talento un centro de Guille Perero. A renglón seguido, expulsión de Cobetas. 11 contra 9. Nada podía salir mal.

Al filo del descenso de este tiempo extra, Nacho González ahuyentó cualquier duda con el 2- 0 tras el córner botado por Gaspar y prolongado por Plá.

El resto sobró o, mejor, fue un deleite. El resto fue dejar pasar el tiempo hasta el mejor de los finales, con los jugadores y aficionados pasando una fiesta de lo más grande en el terreno de juego de La Nucía.

Al final, la meta con la que se había partido a inicios de temporada se había logrado, aunque fuera con dosis de sufrimiento. Y es que, sin duda, así sabe mejor. Enorme el Mérida.

Compartir el artículo

stats