"Como primer factor de incremento de la incidencia acumulada en Extremadura está la movilidad sin cumplimiento de las medidas de seguridad". Fue parte del comentario que el consejero de Sanidad y Servicios Sociales de la Junta, José María Vergeles, dejó escrito este jueves en su perfil social de Twitter (un canal que usa con frecuencia para pronunciarse sobre asuntos importantes) para poner el foco en que se deben respetar las restricciones que ahora mismo están activas en la región para evitar que siga escalando la incidencia. 

En el caso de los cierres perimetrales, Extremadura tiene en estos momentos 17 municipios aislados. El pasado martes entró en vigor la medida en Puebla de Sancho Pérez, Puebla de la Calzada, Talavera la Real, Calamonte, Castuera, Guareña, Cabezuela del Valle, Almoharín y Ceclavín. Todos permanecerán aislados hasta el 3 de agosto

A estos hay que sumar Trujillo, Jaraíz y Montehermoso. Y también Villafranca de los Barros, Salvatierra de los Barros, Valverde de Leganés, Barcarrota y Valdelacalzada.

La otra parte del mensaje de Vergeles fue la información sobre la variante delta, que está ya detrás del 46,67% de los contagios detectados en la comunidad y es la que domina ahora mismo el virus: «No es una buena noticia», subrayó el titular de Sanidad. 

Además, hay presencia también de la variante alfa, en un 28,89%; de la gamma, en un 17,78%; de la colombiana, en un 4,44%; y de la beta, notificada en un 2,22%.