Kiosco

El Periódico Extremadura

Grandes fuegos en Extremadura: avances hacia la extinción

Los fuegos de Las Hurdes y Casas de Miravete ya están controlados

El de la Garganta de los Infiernos avanza también y se ha declarado ya estabilizado. Los tres fuegos han calcinado 6.200 hectáreas, 480 en Monfragüe

Zona de Casas de Miravete, afectada por el incendio. EL PERIÓDICO

El episodio de grandes incendios que se inició la semana pasada en Extremadura comienza a remitir. Los más grandes, en Las Hurdes y Casas de Miravete, ya estaban controlados este martes; y el de la Garganta de los Infiernos ha pasado a declararse estabilizado tras la buena evolución en la última jornada y especialmente la última noche. El 112 Extremadura ha rebajado también a nivel 1 la situación de emergencia por los incendios en la región.

El descenso de las temperatura ha jugado a favor del trabajo de extinción que se había hecho. En el caso de los de Las Hurdes y Casas de Miravete, el nuevo paso supone que se ha aislado y detenido el avance y la propagación; mientras que en la Garganta de los Infiernos, el hecho de que se haya estabilizado indica que, sin llegar a estar controlado, evoluciona dentro de las líneas de control establecidas y el perímetro no aumenta, según los niveles que establece el Plan Infoex.

Ninguno, en todo caso, está aún extinguido y por tanto se mantienen medios en todas las zonas y la vigilancia para atajar posibles reactivaciones que son posibles especialmente en Hurdes y Miravete, que son los que más perímetro acumulan. Lo normal es que la situación se prologue durante días y en la Consejería de Agricultura no descartan que a lo largo de la próxima semana se pueda incluso originar alguna reproducción en estos dos incendios: que vuelva a intensificarse su actividad. «Es habitual en incendios como estos tan grandes», apuntan. 

Los tres grandes fuegos de esta última semana han quemado 6.200 hectáreas en la región; y los ya estabilizados (Las Hurdes y Casas de Miravete) aportan a esa cifra unas 6.000 hectáreas: son 2.864 en Las Hurdes y 3.239 en Casas de Miravete. De esa cifra, 480 están en el Parque Nacional de Monfragüe

Vuelta a casa

Los vecinos de las diez localizadas desalojadas por los fuegos han pasado ya su primera noche en casa. Desde este martes han empezado ya a llegar las personas más vulnerables, que fueron trasladadas a residencias de distintos puntos de la región. «La gente está tranquila ya en sus casas. El pueblo lo hemos salvado pero todo lo que hay alrededor es una pena», expresaba el lunes Juan Luis Curiel, alcalde Casas de Miravete. Hacía unas horas que habían comenzado a regresar a sus hogares y con ellos los municipios empezaron también a volver a la vida.

A primera hora del lunes Casas de Miravete era aún un lugar fantasma que dominaba la desoladora escena que estaba a punto de visitar el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, aprovechando su viaje a Extremadura para inaugurar el nuevo tren. A mediodía, nada impedía que los mirateveños regresaran, después de que el Plan Territorial de Protección Civil decidiera a primera hora y «previa consulta del comité asesor» autorizar el realojo ante la buena evolución de los incendios. 

Eso suponía la vuelta a sus pueblos y alquerías de los 700 vecinos desplazados en la última semana de Ladrillar, Aceitunilla, Cabezo, Batuequilla, La Horcajada y Riomalo de Arriba, Las Mestas, Casas de Miravete, Romangordo e Higuera de Albalat.

Los fuegos de Las Hurdes y Casas de Miravete se declararon en ese mismo momento estabilizados. Se mantuvo aún el nivel 2 activo porque no cesaban las reactivaciones, aunque ya comenzaron a retirarse medios como la UME, y este martes el peligro se ha rebajado a nivel 1.

Precisamente un pequeño tramo de la zona quemada junto a Casas de Miravete fue el que recorrió el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante unos minutos, acompañado por el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y la Delegada del Gobierno, Yolanda García Seco. Antes apeló a luchar contra el cambio climático para frenar la expansión de grandes incendios: «Tenemos que hacer de las políticas medioambientales políticas de Estado para evitar estos grandes incendios»; y también recordó al brigadista de la Junta de Castilla y León, Daniel Muñoz, fallecido este domingo mientras trabajaba en un incendio en Zamora (después hubo otra baja en esta zona). «Representa a muchos trabajadores que luchan en primera línea por evitar el desastre climático y ecológico de estos incendios», dijo.

Vara celebró la vuelta de los vecinos a sus casas (se acababa de anunciar), pero llamó a la prudencia porque «el verano va a ser complicado debido a la sequedad extrema y a la vegetación», advirtió. El presidente también hizo autocrítica: «¿Todo lo que hacemos en invierno está bien? Está claro que no. Habrá que reflexionar cuando pase esto y luchar contra una realidad que es la que nos toca vivir y que es la que hemos provocado. El cambio climático muestra su peor cara», señaló y añadió que «si los incendios ocurren es porque tenemos que seguir trabajando y hacer un esfuerzo en todo lo que tiene que ver con la limpieza y la eliminación de combustible que, finalmente, es el responsable de que todo esto pase», aseveró.

Hubo otra visita oficial a los incendios, por parte del rey Felipe VI, que igualmente aprovechó la inauguración oficial del tren rápido para acercarse a la comarca de las Hurdes a conocer los efectos de las llamas.

Bien Jerte y susto en Aldeanueva

En cuanto a la evolución del incendio intencionado que afecta a la reserva de la Garganta de los Infiernos, está estabilizado. Allí se han quemado desde la noche del sábado unas 200 hectáreas de robledales, pero se ha logrado contener para que no pase a la zona de pinos silvestres que preocupaba el primer día. Se trata de una zona de alta montaña y difícil acceso.

La buena marcha de estos fuegos no está exenta de sustos y el de este lunes estuvo en Aldeanueva del Camino. Allí se inició un incendio que generó inicialmente alarma en el Infoex, aunque se logró contenerse en poco tiempo. Este martes se reactivó, pero según informó la Junta la evolución era favorable.

Además, en Villanueva de la Vera un fuego obligó a activar el nivel 1, aunque luego quedó controlado.

Compartir el artículo

stats