La Junta de Gobierno Local aprobó ayer la subvención nominativa anual que se concede a la Junta de Cofradías por un importe de 50.100 euros, de los que 6.000 euros deben destinarse al Plan de Restauraciones de la imaginería procesional, que se realiza anualmente. Cabe recordar que esta subvención nominativa al organismo cofrade figura en los presupuestos municipales desde la pasada legislatura, concretamente desde los presupuestos de 2016 ya que, anteriormente, no existía una partida concreta para la subvención de la Junta de Cofradías.

Según destacó la delegada de Semana Santa, Mercedes Carmona, esta subvención se concede "para la financiación de restauraciones y mantenimiento del patrimonio, actuaciones, y programas que, en materia de promoción y divulgación realizan las cofradías a lo largo del año con motivo de la festividad de la Semana Santa de Mérida".

En este sentido, Carmona subrayó el "compromiso" del equipo de gobierno local con una celebración que es bandera de la ciudad, al estar reconocida como Fiesta de Interés Turístico Internacional en un año en el que, "a pesar de las circunstancias, las Cofradías han hecho un notable esfuerzo por mostrar su patrimonio y realizar actividades a pesar de no haberse podido celebrar las procesiones", señaló en nota de prensa el ayuntamiento.

Por ello, la delegada agradece el "ejercicio de responsabilidad que, desde el primer momento, han adoptado las Cofradías con firmeza y solidaridad". La edil recordó que desde la anterior legislatura, "la Semana Santa cuenta con partida presupuestaria propia en los presupuestos municipales" que incluye la subvención nominativa anual para ayudar a las hermandades tanto al desarrollo de la Semana Santa como para el resto de iniciativas que realizan durante el año.