Kiosco

El Periódico Extremadura

preparativos para el curso 2022/2023

Inglés y portugués concentran la demanda en la escuela de idiomas de Mérida

El centro mantiene abierto hasta el día 24 el plazo de admisión para nuevos alumnos. En francés, italiano y alemán prácticamente se garantiza la plaza sin necesidad de sorteo

Sede de la Escuela Oficial de Idiomas de Merida, en la antigua Escuela Politécnica. EL PERIÓDICO

La Escuela Oficial de Idiomas (EOI) de Mérida se prepara ya para el nuevo curso. El centro mantiene abierto hasta el próximo 24 de mayo el plazo de admisión de nuevos alumnos, un trámite que deben cumplimentar todos los que quieran ingresar en el centro sin haber estado matriculados este año; los que quieren pasar a la enseñanza presencial y quienes han superado las faltas de asistencia durante este curso. 

El director del centro, Peter Otto, explica que inglés y portugués son actualmente los idiomas más demandados y también para el próximo año se espera un número alto de solicitudes, por lo que es probable que haya que recurrir al baremo y posterior sorteo. Sin embargo, en francés, alemán e italiano «prácticamente se garantiza la plaza porque no hay tanta demanda como para acabar con el cupo». 

Por ahora no se puede aportar la cifra exacta de plazas que estarán disponibles para el próximo año porque la Consejería de Educación todavía no ha comunicado las plantillas definitivas. Sin contar los alumnos a distancia, la escuela de idiomas de Mérida inició el pasado curso con un total de 908 alumnos, de ellos 581 matriculados en inglés, 164 en portugués, 60 en francés, 55 en italiano y 48 en alemán. 

No obstante, Otto explica que finalizará con un mayor número de inscritos porque en octubre «hubo un tirón» y la cifra se incrementó. Pero aún así, los datos de matrículas han bajado y la demanda anterior a la pandemia no se ha recuperado, pues en el año 2019 había unos 200 inscritos más. «Hay capacidad para atender más demanda, sobre todo en los idiomas minoritarios. Nos gustaría tener más alumnos y estamos haciendo publicidad», explica Otto, que explica que esta situación se repite también en otras escuelas de idiomas. 

Tras la eliminación de las medidas anticovid, las clases se imparten con normalidad, tan solo se mantiene el gel hidroalcohólico y, en la medida de lo posible, la distancia interpersonal. «Una aplastante mayoría» de alumnos y profesores siguen llevando mascarilla.

Compartir el artículo

stats