Kiosco

El Periódico Extremadura

AÚN ESTÁ PENDIENTE EL DESALOJO DEL PELUQUERO 'WILLY'

Mérida inicia el derribo de las Concepcionistas para construir la nueva plaza

Desde este lunes queda cortada al tráfico la plaza de la Constitución y el acceso a la calle Almendralejo por el Arco de Trajano. Los trabajos cuentan con una inversión de 2,2 millones de euros y se prolongarán hasta julio de 2023

Inicio de los trabajos para el derribo de las Concepcionistas. EL PERIÓDICO

Las máquinas entran, por fin, en el convento de las Concepcionistas. Las empresas Díaz Cubero y Al Senera han iniciado este lunes la demolición del edificio para empezar a construir la nueva plaza que ocupará este rincón del centro de la ciudad. Los trabajos sobre el terreno se iniciaron el pasado mes de abril con la retirada del amianto de la cubierta, pero no fue hasta el pasado viernes, con el vallado del perímetro del convento, que la obra se ha hecho visible a la ciudadanía.

 Este lunes ha comenzado la demolición con las máquinas por la esquina más cercana al Parador de Mérida. Según informa el Ayuntamiento de Mérida en un comunicado, toda la plaza de la Constitución ha quedado cortada al tráfico, así como el acceso de Félix Valverde Lillo a la calle Almendralejo por el Arco de Trajano. La obra cuenta con un presupuesto de 2,2 millones de euros y un plazo de ejecución de 15 meses, que cumplen en julio de 2023.

 El proyecto del arquitecto José María Sánchez contempla el derribo de todas las dependencias que no tienen valor histórico para liberar el acceso a lo que hoy es el centro del convento. Esto incluye las viviendas que ocupaban las monjas y los locales comerciales.

A día de hoy el único que se mantiene abierto es la peluquería que regenta Manuel Romero ‘Willy’, que aún no puede derribarse porque el ayuntamiento no dispone de los derechos arrendaticios. Ambas partes están a la espera de que se resuelva el desalojo: la Delegación de Urbanismo ha solicitado al Consejo de Gobierno de la Junta autorización para la ocupación urgente del local y ‘Willy’ ha recurrido al Juzgado de lo Contencioso Administrativo.

 El proyecto

La idea es conservar solo la iglesia gótica, el campanario, una pintura de la Virgen de Guadalupe y parte de las portadas en las esquinas con el Rincón de los Poetas y la calle Beatriz de Silva. La plaza proyectada en todo este espacio incluye una gran zona verde central rodeada por soportales, que hacen de transición entre el antiguo convento y la estructura urbana. Conectará a las calles colindantes a través de tres pequeñas plazas y en todo el recinto, de unos 3.000 metros cuadrados, habrá también espacio para actividades culturales.

 El alcalde, Antonio Rodríguez Osuna, defiende que la transformación de esta manzana, junto a la peatonalización de la calle Félix Valverde Lillo, van a formar parte de una “gran transformación urbana” en el centro de Mérida. Pero lo cierto es que desde sus inicios, el proyecto arrastra polémica. Primero fueron el PP y Unidas por Mérida los que denunciaron que no había intención de hacer catas arqueológicas pese a tratarse de un suelo “virgen” desde el siglo XVI, y después el contencioso por el desalojo del peluquero Willy.

 

Compartir el artículo

stats