Kiosco

El Periódico Extremadura

la reforma ha contado con un presupuesto total de seis millones de euros

El teatro María Luisa levanta el telón en Mérida

Los emeritenses se reencuentra con su mítico cine completamente renovado en una jornada de puertas abiertas con gran acogida. «El sueño de la ciudad se hace realidad», afirma Osuna en la apertura simbólica de puertas

Jornada de puertas abiertas en el teatro María Luisa de Mérida. EL PERIÓDICO

El emeritense Manuel Padilla se emociona al recordar el antiguo cine María Luisa, también conocido como ‘el gallinero’, y ver en lo que se ha convertido 22 años después. «Me he bajado de la oficina solo para verlo. Parece que estoy viendo los carteles, la taquilla y las escaleritas que subía de pequeño», cuenta al inicio de las jornadas de puertas abiertas que ha organizado el ayuntamiento, este viernes y sábado, para que «los emeritenses sean los primeros» en ver cómo ha quedado el nuevo teatro tras una reforma que parecía no llegar nunca. 

Manuel no ha sido el único emocionado con esta apertura. Tomasa Peña, de 70 años, cuenta lo contenta que está con esta inauguración. «Me gustaría que la reforma se hubiera hecho antes para haberlo disfrutado mucho antes», dice. Pero no todo han sido buenas críticas: Rosario Moreno, otra vecina de 73 años, plantea las injusticias que ha notado en el nuevo teatro: «las personas con discapacidad no pueden entrar por la puerta principal, cuando es inmensamente grade como para poner una rampa», dice. «Además de los asientos horriblemente incómodos, en la segunda y tercera planta, en la parte lateral solo se puede ver la tramoya» advierte.

Rosario, Tomasa y Manuel son algunos de los cientos de emeritenses que este viernes se han acercado a la calle Camilo José Cela a ver cómo ha quedado el mítico teatro de la ciudad, templo del Carnaval Romano y ahora también sede del Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida, tras una reforma que ha costado seis millones de euros y más de dos décadas de espera. Unos a favor y otros no tanto, pero todos coincidiendo en que ahora no es, ni de lejos, como lo recordaban.

"Es enorme, está precioso"

"Aquí trabajaba mi padre y eso para mí son palabras mayores. Cuando he entrado por la puerta me ha retrotraído 40 años atrás cuando subía bocadillos a la cabina de proyección", ha explicado en declaraciones a Efe Jorge González, integrante de la chirigota 'La Marara'.

"Me ha llamado la atención que desaparece el famoso pasillo central por el que tantas veces hemos pasado con tantísimos nervios por salir al escenario, que en aquella época era ridículo. Ahora es enorme, está precioso", ha dicho. Para González, la reapertura de este espacio después de tantos años, es "algo mágico" y que le va a dar "mucho" al centro de la ciudad.

Por su parte, Manolo Ávila, taquillero del María Luisa, ha recordado su trabajo en el antiguo cine, que contaba con dos máquinas de proyección, y el éxito "rotundo" del estreno de 'Las Tortugas Ninja'. "Ha quedado fabuloso, no nos podemos quedar atrás, es un edificio emblemático pero hay que ir renovando", ha señalado.

Por su parte, el alcalde, Antonio Rodríguez Osuna, considera que «el sueño de la ciudad se hace realidad». El primer edil ha recordado que en Mérida existe «mucho apego y anhelo» por este espacio. «Hemos querido que los vecinos lo pisarán por primera vez por una cuestión sentimental», ha dicho, para después apuntar que este teatro es «el cine de nuestra ciudad» y ha formado parte de una generación «importante» de Mérida. 

Donado en 1930

Este recinto cultural fue donado a la ciudad por María Luisa Gragera de la Vera en 1930 y se mantuvo abierto como cine-teatro hasta julio de 1998, cuando proyectó su última película, ‘Kundun’, de Martin Scorsese. Ese verano cesó su actividad por unas obras de restauración y ha permanecido cerrado desde el 2000, cuando se reabrió puntualmente para celebrar el concurso de agrupaciones del Carnaval Romano, hasta la actualidad, ha explicado Osuna e informa Efe. 

El nuevo teatro, con una capacidad de 501 butacas y un nueve espacios para personas con movilidad reducida, consta de tres plantas, un escenario principal adaptado para grandes producciones musicales y teatrales, otro en el sótano, y camerinos. «Se parece mucho al original pero completamente adaptado», reúne las condiciones, cumple con la normativa de accesibilidad y «va ser uno de los teatros más modernos de España» por sus sistemas de proyección de cine, audio e iluminación, ha explicado el alcalde. 

El teatro se puede visitar este viernes y sábado en horario de 11 a 14 y de 19 a 22 horas, aunque la apertura del edificio completo tendrá lugar con las representaciones de los cinco espectáculos programados como una extensión más del Festival Internacional de Teatro Clásico. Próximamente se sacará a concurso la gestión por cuatro años, con el objetivo de que la programación propia esté en diciembre.

Compartir el artículo

stats