Triunfaron las novelas y los cómics

Las dos caras de la moneda en la Feria del Libro de Mérida

El evento literario echa el cierre con división de opiniones entre los libreros y los editores

Varias personas en un expositor de la feria.

Varias personas en un expositor de la feria. / Ayuntamiento de Mérida

La Feria del Libro de Mérida cerró ayer sus puertas y el balance es positivo, si bien resultó «algo más floja y faltaron autores de renombre que tengan más tirón» con respecto a la del año pasado, según señalaron algunos libreros y editores a El Periódico Extremadura. Otros indicaron que «hemos vendido muy bien».

Desde el pasado miércoles hasta ayer el Templo de Diana fue un punto de encuentro para lectores, librerías y además se llevaron a cabo actuaciones musicales. Una cita en la que los libros volvieron a la calle, de escuchar a autores, de hojear novedades editoriales y mover el esqueleto con los conciertos. Triunfaron las novelas, los cómics y la poesía, pero también trabajos de escritores locales. 

A falta de cifras concretas por parte del ayuntamiento emeritense, el día de mayor afluencia fue el viernes. Los libreros piden un modelo más atractivo de cara al año que viene.