Salud Pública

Los casos de sarampión en el Área de Mérida se elevan a nueve

Por el momento, no se han detectado contagios en el resto de zonas de la región

El SES insiste en la vacunación y pide adelantar la segunda dosis a los niños de cuatro años

Un niño recibe la vacuna del sarampión.

Un niño recibe la vacuna del sarampión. / FDV

Los casos de sarampión en el Área de Salud de Mérida se elevan ya a nueve, según los datos facilitados por el Servicio Extremeño de Salud (SES), que confirma que el virus no se ha detectado en el resto de zonas de la región. Europa está experimentando un "alarmante" repunte de esta enfermedad y Extremadura diagnosticó los primeros contagios la pasada semana: tres casos importados y sin relación entre sí, dos pertenecientes a la franja de 15 a 19 años y otro a la de 40-45.

De los seis nuevos casos confirmados en estos últimos días, el SES no facilita la edad, y tampoco aclara si los casos son importados. Eso sí, insiste en el llamamiento a la vacunación, "la medida más eficaz para evitar la transmisión de la enfermedad". La recomendación es que los padres de los niños nacidos en 2020 y que pertenecen al Área de Salud de Mérida adelanten segunda dosis de la vacuna aunque les falte algún mes para cumplir la edad establecida (4 años), con el fin de que este grupo quede "totalmente cubierto".

Europa está experimentando un «alarmante» aumento del sarampión: la cifra de casos este año pronto superará a la de todo 2023, según han advertido recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS) y UNICEF. Según los últimos datos disponibles, durante los tres primeros meses de 2024 se notificaron oficialmente 56.634 casos y cuatro muertes en 45 de los 53 países de la Región Europea de la OMS. A lo largo de 2023, 41 países notificaron 61.070 casos y 13 muertes.

España ha sido hasta el momento uno de los países que ha conseguido esquivar los casos autóctonos que provoca el virus y todos los que se han registrado (el año pasado 58) han sido importados. Extremadura también se había mantenido hasta ahora libre del virus: la región no notificó en la Red de Vigilancia Epidemiológica ningún caso de sarampión durante el año pasado y tampoco hubo rastro de la enfermedad en los cinco primeros meses del año, pese a la alerta de la OMS.

Vacunación

La enfermedad tiene un efecto devastador en la salud de los niños y niñas, siendo los más pequeños los que corren mayor riesgo de sufrir complicaciones graves. Las altas tasas de hospitalización y el debilitamiento duradero del sistema inmunitario de los niños y niñas los hacen más vulnerables a otras enfermedades infecciosas. Más de la mitad de las personas que contrajeron sarampión en la Región Europea de la OMS en 2023 fueron hospitalizadas, lo que demuestra la grave carga que supone para las personas, las familias y los sistemas de atención sanitaria.

La vacuna que protege de esta enfermedad se conoce como triple vírica (protege contra el sarampión, las paperas y la rubéola) y para la correcta inmunización de una persona son necesarias dos dosis: una a los 15 meses de vida, cuya cobertura alcanza al 100% de los menores extremeños, y una segunda dosis a los cuatro años, que se han puesto hasta el momento poco más del 90% de los menores de esa edad, según los datos de Salud

Esta segunda dosis es la que el SES recomienda ahora adelantar para los niños nacidos en 2020, de momento solo para los residentes en el Área de Salud de Mérida, que abarca un total de nueve municipios: Mérida, Almendralejo, Villafranca de los Barros, Aceuchal, Calamonte, Cordobilla de Lácara, Guareña, Hornachos y La Zarza. 

En 2019, el Ministerio de Sanidad ya lanzó una alerta para que todos los nacidos entre 1970 y 1980 se vacunen frente al sarampión si no lo han hecho previamente o no han padecido la enfermedad, un llamamiento que ahora se intensifica. Sanidad entiende que antes de 1970 la incidencia del sarampión fue casi absoluta y esa población ya está inmunizada.