+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Relevo en el ayuntamientoCINCO LEGISLATURAS CON MAYORIA ABSOLUTA

Antes los votos que los años

Con 66 años, cuando llevaba 12 como alcalde, ya reconoció públicamente que estaba cansado pero que el partido decidía

 

1999 Celdrán con Aznar, Barrero y un joven Carlos Floriano. - Foto:SANTI GARCIA / ARCHIVO

2003 Toma de posesión, con su nieta. - Foto:SANTI GARCIA / ARCHIVO

A. M. ROMASANTA
01/03/2013

Tomó prestada la frase del expresidente de la Junta de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, y la ha utilizado en infinidad de ocasiones para justificar que la edad no era un obstáculo para presentarse de nuevo a la alcaldía con ilusiones renovadas. "El problema no es de años, sino de votos", manifestó cuando confirmó su candidatura a las últimas elecciones municipales, en mayo del 2011.

También entonces reconoció que si se presentaba era porque se lo había pedido el partido. Era la sexta vez que optaba a la alcaldía, la primera, en 1991 perdió ante el socialista Manuel Rojas, que no llegó a culminar su legislatura y fue sustituido por Gabriel Montesinos. Celdrán lo sucedió y desde entonces ha ganado con mayoría absoluta, una trayectoria que en el PP no se ha querido ni podido desperdiciar, aunque también en muchas ocasiones el alcalde haya reconocido, incluso públicamente, que está cansado.

Ese es el argumento que también esgrime ahora para sostener la decisión de marcharse del ayuntamiento. Su entorno más cercano así lo confirma: "Celdrán ya está cansado", constatan.

Es comprensible, pero tantas veces lo ha dicho. En septiembre del 2006, antes de culminar su tercera legislatura en mayoría absoluta, ya dijo que no le importaría dejar la alcaldía y mencionó la edad como argumento e incluso comentó con añoranza que todos sus compañeros y amigos estaban ya jubilados, una opción que se había planteado. Entonces tenía 66 años y adujo que después de 12 al frente de la alcaldía tenía colmadas sus aspiraciones. "Un alcalde y un presidente de la Junta tienen que tener todas las condiciones físicas ideales", defendió. Pero ya en aquel momento se mostró leal al partido por lo que, a continuación, añadió que la última palabra la tenía el PP y "los partidos van a lo seguro y cambiar es muy difícil".

La sombra de la edad y del cansancio lo ha perseguido desde entonces y han sido muchas las ocasiones en las que se ha hablado de su marcha. Pero cual Ave Fénix Celdrán ha vuelto a emerger en el lugar que le corresponde por méritos propios. Con 71 años recién cumplidos y cinco nietos, volvió a presentarse como candidato en mayo del 2011. Antes del día de las elecciones concedió una entrevista a este diario y a la pregunta de si 16 años no eran muchos al frente del ayuntamiento su respuesta fue: "Depende de cómo se quiera ver. Cuando uno es pacense de raíz, todo lo que se haga en la ciudad parece poco, y en Badajoz hay ahora grandes proyectos en marcha", justificando que seguía ilusionado e incluso afirmó que "es mejor una persona mayor sensata que un medio joven que sea imprudente y temerario". Aquel mismo día, a la pregunta sobre si se quedaría los cuatro años contestó: "Espero que sí".