+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

En positivo

Badajoz a través del tiempo

 

Ha llegado la Feria del Libro de Badajoz. Se hace obligado ir a pasear por San Francisco para encontrarte ese libro que no esperabas y que estaba esperándote y por el que ha compensado dar dos, tres o cuatro vueltas. Merece la pena ir solo a pasear, a ver el ambiente, a asistir a conferencias de personajes más o menos mediáticos o a la presentación de novedades, y a terminar comprando ese libro que te estaba esperando.

Los escritores extremeños han sufrido los últimos días para poder llegar a tiempo y presentar ese libro fruto de sus últimos trabajos pero con muchos años detrás. Tenía ganas de tener en mis manos el último libro de Francisco Javier García Ramos; “Badajoz a través del tiempo” con el que nos permite ampliar el conocimiento y reconocer muchos rincones de Badajoz. Da continuidad a sus dos libros anteriores de “La Tarjeta Postal de Badajoz”. El primero haciendo un recorrido de 1900 a 1931 y el segundo de 1932 a 1962. Dos libros excelentes para todo el que quiera conocer los antecedentes de la ciudad actual.

En esta ocasión, con una extraordinaria edición de Tecnigraf, nos completa las colecciones postales anteriores, añadiendo nuevos documentos efímeros, fotografías particulares de calles, edificios, vistas de la ciudad y de fiestas y acontecimientos locales, pero sobre todo me parece de un extraordinario interés las imágenes y documentos de comercios locales, en su inmensa mayoría desaparecidos pero muy vivos en la memoria de la ciudad. Falta por hacer un extenso estudio y recopilación del comercio de Badajoz del siglo XX y que se difunda en un libro y con una exposición conmemorativa del comercio local. Sería muy importante que no se perdiesen documentos, que no tienen la más mínima importancia para quién los tiene en su casa medio perdidos en carpetas o cajones, pero que aportan mucha información que no está ni estará en ningún otro lugar. Felicito a Javier García Ramos por esta nueva contribución a la memoria de la ciudad y lo animo a seguir en esta labor, y me permitirán que insista, y especialmente del comercio.