+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

DATOS SOBRE EL FUNCIONAMIENTO DE LA OFICINA DE MINAYO

Las consultas y reclamaciones en la OMIC se incrementan un 40% respecto al 2011

El año pasado la oficina de Minayo atendió 3.000 solicitudes, de las que 1.200 dieron lugar a reclamación. Las empresas de telefonía móvil se siguen llevando la palma, pues representan más del 60% de las quejas

 

A. M. ROMASANTA
11/03/2013

La Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC), dependiente del Ayuntamiento de Badajoz, atendió a lo largo del 2012 alrededor de 3.000 consultas y reclamaciones, que representan un incremento de un 40% con respecto al año anterior y que suponen una media de 15 quejas diarias, según los datos que facilitó la concejala de Consumo, Ana Serra.

Los ciudadanos se acercan cada vez más a las instalaciones de la plaza de Minayo a interesarse por el procedimiento para realizar una reclamación por algún problema que tienen con alguna transacción, aunque no todas se llevan a efecto, pues en ocasiones solo se informan. La concejala achacó este incremento a que el consumidor está cada día más concienciado de sus derechos y además desde que la oficina se trasladó a Minayo es más accesible.

De todas las consultas que se atendieron, el año pasado se llegaron a tramitar 1.200 reclamaciones, de las que de enero a abril fueron 437, 381 entre mayo y agosto y 387 de septiembre a diciembre. Serra apuntó que la oficina está siempre llena desde que abre sus puertas y no deja de atender a usuarios en toda la jornada, tanto por teléfono como personalmente. Si el problema no se soluciona, la Junta de Arbitraje actúa como intermediaria entre el consumidor y la empresa.

Las quejas relacionadas con las comunicaciones, sobre todo con la telefonía móvil y los servicios de acceso a internet, son las que se llevan la palma, pues representan el 60% de todas las reclamaciones. El siguiente sector afectado es el bancario y de seguros, con un 20% de las quejas, relacionadas la mayoría con productos tóxicos, comisiones indebidas y cláusulas de hipotecas. El sector energético tiene un protagonismo similar y el 5% restante se refiere a talleres, servicios de atención técnica, compra-venta de vehículos, vivienda, transporte, sanidad privada y muchos otros sectores.