+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

reacción a la moción de vox en el ayuntamiento

El PSOE sugiere que sus militantes voten a Acedo contra Fragoso

Lemus cree que tendrán la «tentación» para evitar que el alcalde sea senador. Los socialistas reprueban al popular en la diputación y en los ayuntamientos

 

Lemus, en el centro, acompañado de los integrantes de la ejecutiva local del PSOE, ayer. - S. GARCÍA

A. M. R. /REDACCIÓN badajoz@extremadura.elperiodico.com BADAJOZ
26/10/2019

La moción de Vox en el pleno del Ayuntamiento de Badajoz del jueves para reprobar al PSOE por su «historia criminal» ha traído más cola de que la que seguramente el partido proponente calculaba. Ayer, el secretario provincial socialista, Rafael Lemus, arropado por toda la ejecutiva local del partido, arremetió contra el comportamiento del alcalde Francisco Javier Fragoso, al haber permitido «con rencor», en su opinión, que esta moción se debatiese. Como reacción, Lemus manifestó que puede «adivinar» que haya militantes socialistas «enardecidos» que «tengan la tentación» de marcar la casilla del popular Pedro Acedo, que va en segundo lugar en la candidatura del PP al Senado, para impedir que sea senador Fragoso, que es quien encabeza la lista.

Así, Lemus concretó que aunque claramente no puede proponer que esta sea la reacción de la militancia, tampoco se va a oponer. «No voy a poner freno a que los militantes voten a Acedo con tal de que Fragoso no vaya al Senado. No lo voy a promulgar, pero no lo voy a impedir», manifestó.

Para Lemus, lo ocurrido en el pleno fue un episodio del serial de «nepotismo» en el ayuntamiento pacense, donde tuvo lugar «uno de los episodios más bochornosos» en sus 40 años de historia como institución democrática. Según el PSOE, los «ideólogos» de la moción de Vox son «el matarife de Lobón» (en referencia a Juan Antonio Morales) y «su monosabio» (Antonio Pozo, exalcalde de Guadiana) y comparó a los tres miembros de Vox (incluido el concejal Alejandro Vélez) con «una banda de cuatreros» a la que criticó «su actitud extorsionadora».

Pero lo que más preocupa a los socialistas, según dijo Lemus, es «la sumisión» de Fragoso, pues aunque el PSOE y el PP siempre han confrontado y su antecesor, Miguel Celdrán, fue «muy duro» con los socialistas, «nunca faltó el respeto a ningún partido político, porque sabía perfectamente cuál era la línea divisoria entre la confrontación política y el insulto y la amenaza». En opinión del PSOE, Fragoso podía haber rechazado que la moción de Vox se debatiese porque no tenía ningún interés para la ciudad y había una mayoría suficiente.

Por todo lo ocurrido, el PSOE presentará una moción en todos los ayuntamientos de la provincia reprobando la actitud «ultraderechista» de Fragoso, como presidente provincial del PP. El primer pleno en el que se hizo fue en el celebrado ya ayer en la diputación, donde Fragoso es diputado. Se aprobó con los votos de la mayoría socialista. Cs la rechazó porque consideró que lo único que busca es el «rédito político». Por su parte, el propio Fragoso señaló que «con esta moción demuestran que son iguales que el grupo político que la presentó ayer y se ponen a su mismo nivel», al tiempo que apuntó que con esta iniciativa «van a alargar más el efecto mediático» de la moción de Vox.