+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

FERIA DEL LIBRO DE BADAJOZ

Savater: «’La peor parte’ es una novela en homenaje a mi mujer»

 

Fernando Savater. - SANTI GARCÍA

DAVID CERRATO
19/09/2020

El escritor donostiarra Fernando Savater estuvo ayer en la Feria del Libro para presentar ‘La peor parte. Memorias de amor’, «un homenaje que le debía a mi mujer porque era muy singular», aseguró. Aunque conoce Extremadura, «es la primera vez que vengo a la feria. Me gusta mucho Extremadura y vine con mucha frecuencia como viajero porque tanto a mí como a mi mujer nos encantaba», declaró Savater.

‘La peor parte’ es una obra «fundamentalmente sobre ella, sobre su vida y de alguna manera la singularidad que tuvo y la fuerza que tuvo para luchar a lo largo de varias facetas de su existencia. No solo porque yo la quisiera, sino porque era una mujer que todo el mundo que la conocía se daba cuenta que no era precisamente vulgar. A parte de eso, nosotros llevábamos una vida especial, era la época mala del terrorismo en el País Vasco, por lo que todo eso, creo, que merecía la pena contarse. El libro no está destinado a contar tristezas o pérdidas. Hablo de ella porque a veces es una reflexión sobre el dolor y sobre cómo los demás te regañan por estar triste», comentó el autor.

Añadió que «es un libro completamente especial, entre otras cosas porque es de los primeros que ella no va a leer. Ella era mi primera lectora siempre, e incluso me daba ideas o me corregía cosas, por lo que este es el primer libro sin red, porque no me lo va a corregir. Incluso cuando escribía me autocensuraba porque sabía que a ella no le gustaría. Aparte, es singular porque me ha costado un desgarramiento que normalmente no me cuesta. Yo siempre escribo de la alegría, desde la abundancia y ahora había veces que en una semana escribía 20 líneas porque me costaba mucho», sentenció.

A pesar de que normalmente Savater es de escritura rápida y fácil, en esta ocasión tardó varios años en construir esta novela porque «entre que me decidí a hacerla, me puse y la acabé, se puede considerar un caso insólito por lo que tardé. Normalmente, a los seis meses de empezar algo ya estoy deseando acabarlo porque me empiezo a aburrir». En esta ocasión, el libro «tiene algo de autobiográfico porque no dejo de contar nuestra vida juntos, que es lo fundamental, y lo que yo sé de la vida anterior de ella, que tampoco era mucho de relaciones en ese sentido y, obviamente, como no podía ser de otra manera, los últimos nueve meses de su enfermedad», finalizó.