+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

undécima edición de la feria del toro y del caballo

Tentaderos didácticos en Ecuextre

La actividad en la plaza de toros portátil de Ifeba vuelve a ser uno de los atractivos. A cargo de las escuelas taurinas de Badajoz y Aposento da Moita (Portugal)

 

Exhibición de equinos en una de las pistas. - S. GARCÍA

El torero Emilio de Justo charla con Valbuena. - CEDIDA

REDACCIÓN
01/06/2019

Una de las actividades que más interés despierta en Ecuextre, la Feria del Caballo y del Toro, que hasta mañana se celebra en Ifeba, son los tentaderos. La plaza de toros portátil, que por segundo año consecutivo se ha instalado en el pabellón C, junto al área gourmet, acoge estas tientas, a través de las que los ganaderos seleccionan a las vacas que van a ser madres para su hierro y descartan a las que no. Un año más los alumnos de la Escuela de Tauromaquia de la Diputación de Badajoz y, en esta edición, también de la portuguesa de Aposento da Moita son protagonistas de estos tentaderos, que les permiten ponerse delante de las eralas ante el público.

Para que los aficionados que ocupan las gradas, palcos y balcones que rodean a este particular coso no pierdan detalle de lo que sucede, las tientas son narradas por profesionales micrófono en mano y sobre el albero. Ayer por la mañana fue el crítico taurino de Canal Sur Juan Ramón Romero el encargado de explicar a los asistentes lo que hacían en la plaza los alumnos de la escuela taurina pacense que, bajo la supervisión de Luis Reinosa, El Cartujano, tentaron vacas de la ganadería extremeña Torregrande, de José María Marrón. Guillermo Marín (padre del torero Ginés Marín) participó como picador con su caballo. Para algunos novilleros esta puede ser su primera experiencia con el capote ante el público, pero otros muchos ya han toreado en las clases prácticas que organiza el Patronato de Tauromaquia de la Diputación o en festivales.

También eralas del hierro de José María Marrón fueron puestas a prueba por la tarde por los alumnos de la escuela taurina y forcados de Aposento de Moita, cuya actuación se encargó de narrar el periodista taurino Nandi Masedo.

Hoy se volverán a repetir estos tentaderos didácticos. A las 12.00 horas, novilleros con picadores, Juanito y Juan Carlos Domínguez, forcados amadores de la escuela taurina de Aposento de Moita tentarán vacas de la ganadería de José Luis Iniesta. Por la tarde, a las 18.00 horas, los novilleros con picadores Jesús Díez e Ivan Valares harán lo propio con eralas de la ganadería Los Espartales.

Si el jueves fue el torero José María Manzanares quien visitó Ecuextre con motivo de la exposición que se dedica a él y a su padre en esta edición, ayer pasó por Ifeba el torero cacereño Emilio de Justo, que charló con el crítico taurino y articulista de este diario Fernando Valbuena en el espacio En frente con..., por el que han pasado diestros como Ginés Marín y Pablo Aguado.

Ecuextre acoge seis concursos hípicos, que se desarrollan en las dos pistas interiores del recinto y exhibiciones de jinetes de España y Portugal. Destaca en esta edición la incorporación del I Concurso Nacional de Equitación Trabajo-Doma y el quinto Concurso de Doma Vaquera, reconocido con tres estrellas (solo 18 la tienen en España), que será la antesala del Campeonato del Mundo, que Ifeba acogerá en el 2020, cuya imagen se presentará mañana con la presencia de Santi Serra, uno de los artistas más reconocidos de esta disciplina.

Por las pistas hípicas de Ifeba pasan cada año los mejores ejemplares equinos, que se muestran a quienes participan en misiones comerciales y visitan la feria con la intención de hacer negocios. Este año, estos profesionales proceden de países como Reino Unido, Italia, México, Guatemala, EEUU o Suiza.

ZONA COMERCIAL / En Ecuextre también están presentes en esta edición cerca de 90 expositores, que ofrecen a los visitantes material específico del sector del toro y del caballo. A ello se une una atractiva oferta de restauración de la mano de varios establecimientos. La gastronomía es una parte importante de la Feria del Toro y del Caballo, porque, además de un punto de encuentro para potenciar dos sectores económicos de gran importancia económica y de creación de empleo para la región, pretende convertirse en una cita de ocio tanto para los aficionados como para aquellos que quieran familiarizarse con el mundo del toro y del caballo. En sus once ediciones, Ecuextre ha conseguido situarse como una de las ferias más importantes del mundo y ser un referente internacional.