+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Nuevas herramientas para el sector / Programas gratuitos y a disposición de todos

La Cámara pone en marcha un plan de apoyo al comercio minorista cacereño

Sus técnicos chequearán los aspectos mejorables y los que deben potenciarse en las tiendas que se adscriban. También intermediarán en el traspaso de negocios rentables, e impartirán talleres de asistencia abierta

 

Tienda de moda juvenil. El comercio constituye un sector fundamental en la ciudad por su volumen de negocio y sus puestos de trabajo. - Foto: EL PERIODICO

LOLA LUCEÑO
06/07/2014

Tiene gancho su escaparate? ¿Lleva tiempo sin calcular si sus precios son competitivos respecto a otras tiendas similares? ¿Necesita una puesta a punto tecnológica para hacer más fácil y rentable su gestión? ¿Cree que su establecimiento requiere nuevos aires y no sabe cómo hacerlo? La Cámara Oficial de Comercio e Industria de Cáceres ha anunciado la puesta en marcha del Plan Integral de Apoyo a la Competitividad del Comercio Minorista 2014, que incluye varios programas de actuaciones guiados por expertos y gratuitos para los empresarios y emprendedores.

El objetivo consiste en ayudar a este sector a retomar el rumbo tras unos años complicados, con el apoyo de los especialistas de la Cámara, máxime en una ciudad como Cáceres donde el comercio tiene un peso esencial en el empleo y además sufre directamente el parón del consumo. El plan, a grandes rasgos, busca el fomento de la innovación empresarial, la modernización del punto de venta, el impulso a la capacitación del empresariado, y la potenciación de la iniciativa emprendedora. En resumen, desarrollar actuaciones que promuevan la competitividad del comercio minorista.

A través de un convenio de colaboración firmado entre el Ministerio de Economía y el Consejo Superior de Cámaras Oficiales de Comercio de España, dicho plan dará continuidad a las actuaciones desarrolladas con éxito en 2013, ampliando y mejorando las líneas más demandadas por el tejido comercial. Así lo explica Laura Moreno, técnico responsable de su desarrollo en la provincia cacereña, quien afirma que la participación se encuentra abierta a todos los interesados desde estos momentos hasta aproximadamente finales del mes de noviembre.

Las acciones primordiales incluidas en el plan son tres. En primer lugar se encuentra el llamado Programa Diagnóstico Punto de Venta. "Consiste fundamentalmente en realizar un análisis individualizado del comercio con la asistencia de los técnicos de la Cámara de Cáceres, que estudian distintos aspectos como el escaparate, los rótulos, los llamados puntos fríos y calientes, etcétera..., con el fin de determinar en qué puede mejorar y facilitar recomendaciones concretas", detalla Laura Moreno. Puede participar cualquier tipo de negocio del sector comercial minorista, independientemente de su tamaño y nivel de desarrollo empresarial.

Este programa ya se puso en marcha el año pasado con una demanda considerable, "por ello vamos a recuperarlo y aumentaremos el número de diagnósticos", señala la responsable. La finalidad es sencilla: adaptar el comercio a las exigencias de sus productos, de sus clientes y de su zona de ubicación para sacar el máximo partido. En suma, detectar las debilidades para superarlas, y chequear las potencialidades para impulsarlas.

 

GARANTIA DE CONTINUIDAD La segunda línea de actuación se denomina Relevo en el Comercio. En este caso, la Cámara hará de intermediaria entre los empresarios que por distintas razones (una jubilación, una enfermedad, un divorcio...) deben cerrar comercios con beneficios, y los emprendedores que están buscando un negocio. Ambas partes sacarán provecho. Los primeros no clausurarán sus tiendas y los segundos no partirán de cero, sino con una actividad viable y una cartera de clientes. Los procesos estarán supervisados por los técnicos de la Cámara, que ofrecerán orientación especializada (compraventa, transmisión y traspaso de empresas y locales comerciales...) y elaborarán un análisis para que todo resulte transparente. También facilitarán asesoramiento a la hora del cierre de la operación.

Este programa, que ya funcionó el pasado año con buenos resultados, vela por los intereses de ambas partes manteniendo la discreción. Se realizan tres tipos de fichas. Una a los emprendedores para analizar la actividad que buscan; otra a los vendedores para conocer el negocio que ofrecen; y una ficha a ciegas que supone un resumen global del comercio que se traspasa, y que inicialmente se muestra al emprendedor. "Cuando existe un interés cierto, y tras firmar un acuerdo de confidencialidad, se da acceso a la ficha completa y se pone en contacto al emprendedor con el comerciante", indica la técnico del programa.

La tercera línea consiste en el desarrollo de talleres que tratan sobre las cuestiones que afectan o interesan al comerciante, encaminados a incentivar su capacidad en diferentes áreas o materias. Si el año pasado se impartió uno sobre los nuevos hábitos del consumidor como consecuencia de la crisis, esta vez serán dos complementarios entre sí, abiertos a comerciantes en activo, emprendedores o desempleados que no tengan muy claro por dónde encauzar sus pasos, es decir, con asistencia libre.

El primer taller será motivacional, "porque partimos de la base de la difícil situación en la que se encuentran los comerciantes. Vamos a ayudarles a recordar por qué montaron su negocio, las herramientas de que disponen y cómo hacer uso de ellas", explica Laura Moreno. Una vez levantado el ánimo y con la confianza en que siempre existen posibilidades de avanzar, "se desarrollará el segundo taller sobre las mejoras concretas que pueden llevarse a cabo", indica.

Los talleres se realizarán de forma consecutiva en otoño, entre finales de septiembre y principios de octubre, una vez concluidas las rebajas y cuando la nueva temporada aún no ha cogido fuerza. Se programarán en un horario factible "para que el comerciante, emprendedor o desempleado no tengan la sensación de que está perdiendo el tiempo, las ventas u otras posibilidades", subraya la técnico. Tendrán cuatro horas de duración y de momento no existe límite de inscripciones, siempre gratuitas.

"En general, lo que el comercio necesita es volver a encontrar el rumbo, la motivación, porque ha sufrido mucho con la crisis durante años de bajo consumo. Ahora que parece que la situación cambia un poco, algunos no son capaces de coger nuevas fuerzas y otros han llegado a un límite que les impide restablecer el negocio, por ello la Cámara pretende ayudarles en lo posible", señala Laura Moreno.

Además, se trata de un sector clave en Cáceres, donde quizás no se aprovechan todavía las posibilidades que ofrece el turismo. "En ciertas zonas habría que adaptarse a los horarios de los visitante, pero hay que entender que hacerlo en las actuales circunstancias resulta bastante complicado", afirma.

   
1 Comentario
01

Por Dom Perdigón 15:28 - 06.07.2014

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Encuentro mucho más interesante, realista y práctico este programa que esa otra invención del ayuntamiento junto con la Escuela de Negocios, una perfecta chorrada que solo ha servido para que algunos se llenen los bolsillos. He tenido la santa paciencia de leerme ese tocho de más de 200 páginas llamado presuntuosamente 'Plan estratégico del comercio local en Cáceres' (bueno, casi todo, que uno también tiene sus límites) y puedo concluir que no es más que una sarta de topicazos de manual, que más parece redactado por un grupo de estudiantes de escuelas empresariales que por auténticos expertos y que podría aplicarse lo mismo para Cáceres que para Cuenca o cualquier otra ciudad de tamaño medio. Se cambian los nombres y ya está. Eso sí, todo repleto de vaguedades, frases rimbombantes, modernidades y sobre todo una terminología en inglés de lo más fashion. Lo justo para que los comerciantes locales no se enteren de nada y además no les sirva para nada. Por ejemplo, se hace muchísima incidencia en las ventas por internet, cuando el cliente potencial de este pequeño comercio es justamente el contrario, el que prefiere acudir directamente a la tienda, ver y tocar el género. Hay que estar en contacto con la realidad y conocer el terreno que se pisa, las recetas de manual elaboradas desde las aulas son una perfecta inutilidad. Menos para los que cobran los planes estratégicos.