+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

LA VARIACIÓN DE NOMBRE DE LA CÉNTRICA VÍA PÚBLICA

El cambio de la avenida Primo de Rivera por Clara Campoamor pasa a examen ciudadano

El expediente está en exposición pública en el ayuntamiento para la presentación de alegaciones. También incluye que el parque de Calvo Sotelo pase a llamarse Gloria Fuertes

 

La avenida con el cartel del su actual denominación, general Primo de Rivera. - FRANCIS VILLEGAS

No es una cuestión trascendental ni en nada va a mejorar la economía de la ciudad pero es un asunto ciudadano al afectar a la denominación de dos de las principales vías de la ciudad, el de la avenida que soporta más tráfico y el de uno de los dos lugares más emblemáticos de paseo en la ciudad. El ayuntamiento abrió ayer el procedimiento administrativo para que los ciudadanos den su opinión sobre el cambio de denominación de la avenida de Primo de Rivera por Clara Campoamor y del paseo o parque de Calvo Sotelo por Gloria Fuertes.

Ya está abierto el procedimiento para que durante el plazo de un mes cualquier persona física o jurídica pueda examinar el expediente, aportar documentación sobre méritos y hacer constar datos, noticias o juicios que proceden; en definitiva: alegar.

Los instructores del expediente están obligados a practicar cuantas diligencias estimen necesarias para los méritos alegados, tomando o recibiendo declaraciones de cuantas personas o entidades puedan suministrar informes, y haciendo constar todas las declaraciones, datos, referencias, antecedentes, que se consideren necesarios, tanto de carácter favorable como adverso a la propuesta inicial, según el procedimiento que se establece en el reglamento de honores y distinciones de Cáceres, que es el que regula los pasos a seguir.

Lo que se hace ahora es cumplir con un acuerdo que el pleno de la corporación local adoptó en enero de este año al aprobar una moción presentada por el concejal no adscrito Teófilo Amores, pero también se está dando cumplimiento a un acuerdo mucho anterior, de octubre de 2016 para que se cumpliera en el municipio la ley de Memoria Histórica, un acuerdo que conllevó la creación de un comité de expertos que en sus conclusiones de 2018 ya recomendaba la sustitución de los nombres de estas dos calles. según recordaron las portavoces de Ciudadanos, Raquel Preciados, y de Podemos, Consuelo López, en el pleno del pasado enero en el que se debatió la moción de Amores. Pero nada del contenido de esas recomendaciones se llevó a la práctica porque «no hubo unanimidad, no hubo voluntad política», detalló López.

ADOLFO SUÁREZ / En esos contactos previos se llevó a plantear el nombre de Adolfo Suárez. Pero al final los que salen adelante son los de Clara Campoamor para Primo de Rivera y de Gloria Fuertes para el parque de Calvo Sotelo.

Las causas las ofreció Amores en su intervención en el pleno de enero. Defendió que ni el general Primo de Rivera ni el político conservador José Calvo Sotelo «no dicen ni aportan actualmente nada ni a los ciudadanos cacereños ni a los jóvenes (...) yo no los pondría a mis nietos como espejo donde mirarse».
Por contra recordó de Campoamor la lucha que llevó a cabo en su momento para que la mujer fuera reconocida y de Fuertes citó « sensibilidad especial que siempre le ayudó a contactar con lo más valioso de nuestra sociedad: los niños».

Los argumentos de Amores los compartieron, en parte o en todo, los grupos municipales del PSOE, en el gobierno local, de Podemos y los ediles no adscritos Francisco Alcántara y Mar Díaz, aunque esta última sí mostró sus preferencias por la denominación de Adolfo Suárez.

Ciudadanos se desmarcó en ese momento por, entre otros motivos, no ser ninguna de las dos cacereñas, ni Clara Campoamor ni Gloria Fuertes, y además contar ya con denominaciones en vías de la ciudad. Otra razón del voto en contra fue que solo unos meses antes, en octubre de 2019, se había aprobado otra moción, también de Amores, en la que se defendía que como criterio preferente para la designación de calles se tomase el de personas físicas directamente relacionadas con Cáceres.

Un razonamiento parecido empleó el concejal del PP Domingo Expósito para que su grupo se opusiese a la moción de Amores. Precisó que no se entendía la propuesta de Campoamor y Fuertes porque Amores iba en contra de la propia moción que había presentado unos meses antes y en la que mostraba preferencias por la denominación de vías con nombres de personas relacionadas con la ciudad. «¿Es esta una necesidad ciudadana o un capricho?», preguntó Expósito durante su intervención ante el pleno.

En el procedimiento que se ha abierto ahora, todo el expediente para el cambio de la denominación de la avenida y el parque ya esta incoado y el mismo está a información pública en el ayuntamiento para que cualquiera pueda examinarlo durante un plazo de un mes. Una vez terminada esta función informativa, el encargado de la instrucción del expediente, como resultado de las diligencias practicadas, formulará su propuesta que pasará a la Comisión Informativa de Cultura, que emitirá dictamen y la elevará a la alcaldía, que bien podrá acordar la ampliación de diligencias o aceptar plenamente el dictamen. En este último caso lo someterá al acuerdo del pleno de la corporación local, siendo necesario el voto favorable de la mayoría absoluta del número legal de miembros de la corporación para la concesión del honor o distinción de la denominación de la calle.