+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

TAMBIÉN SE PRESENTÓ LA REVISTA DEL CENTRO 'NUNCA ES TARDE' Y SE DESPIDIÓ A TRES MAESTROS QUE SE JUBILAN

«He aprendido a leer y escribir»

Ana Joaquina Miranda, de 88 años, es la alumna de mayor edad del Centro de Educación de Adultos Martín Cisneros, que ayer cerró el curso 2016/17 con un acto en que distinguieron a varios alumnos

 

Ejemplo: La estudiante Ana Joaquina Miranda, de 88 años, recibió un merecido homenaje ayer. - FRANCIS VILLEGAS

Dicen que nunca es tarde si la dicha es buena. Ana Joaquina Miranda Alfonso ha seguido ese refrán al pie de la letra. Tiene 88 años y ayer recibió un merecido homenaje por ser la alumna de mayor edad del Centro de Educación de Adultos Maestro Martín Cisneros, que clausuró el curso 2016/17 con un acto en el que distinguió a varios de sus estudiantes.

«Tuve que trabajar de pequeña y de mayor he tenido que estudiar porque no sabía nada», explicó ayer Ana Joaquina, que comenzó con sus estudios después de jubilarse, a los 65 años. «No sabía ni leer ni escribir, solo poner mi nombre y mi apellido, y si tenía que firmar lo hacía con el dedo. Ahí me dije a mí misma que tenía que poner remedio y lo hice. Me matriculé y aquí he aprendido a leer y a escribir; ahora soy capaz de entender mis facturas», desveló orgullosa. En clase, Ana Joaquina aprende matemáticas, «las cuentas» como ella le llama, y perfecciona su escritura. «Los dictados me vienen muy bien, aunque he de reconocer que soy mejor escritora que lectora. La profesora me dice que tengo una letra muy bonita», confesó entre risas.

Ana Joaquina estuvo sola ayer en su merecido homenaje pero no se sintió así ya que en el centro ha hecho «muchas amistades». Su única familia, su hija, vive en Barcelona, a donde se desplazará próximamente antes de proseguir con sus estudios. «Voy a verla pero vuelvo. El año que viene pienso matricularme otra vez», remarcó convencida.

Al igual que Ana Joaquina, otros alumnos del centro fueron distinguidos. Luisa Garlito Caldito, también de 88 años y después de más de 20 años en el centro, que mantiene intacta la ilusión del primer día; Eugenia García Fernández, mujer con una trayectoria ejemplar que llegó a compartir plato con Ronald Reagan y con Indira Gandhi y fue la primera mujer concejala de Cáceres en la democracia; Francisco Cabezón, que tras una vida difícil se ha incorporado al centro con más de 50 años y sin haber tenido oportunidad de ir a la escuela en su niñez --ahora dice que se encuentra en el momento más feliz de su vida--; y Obada, alumno sirio residente en Cáceres, por las muchas cualidades que le acompañan.

Por último, además de presentar la nueva revista del centro, ‘Nunca es tarde’, y hacer entrega de los premios a los ganadores de los concursos de ‘Microrrelatos’ y ‘Fotografía del día del centro’, se despidió de manera especial a tres profesores que se jubilan: Pilar Sánchez, Ana Vega y Nieves García. Los alumnos del curso 2017/18 se acordarán de ellos.

   
1 Comentario
01

Por Lohengrin 21:11 - 29.06.2017

Educación para toda la vida, es el nuevo concepto de educación de adultos. Siempre hay algo que aprender y es apasionante satisfacer la curiosidad intelectual. Enhorabuena a Alumnos y Profesores del Centro.