+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

No apoyará ninguna operación especulativa en la Ribera del Marco

El PSOE alerta de la pérdida de turistas en Cáceres

 

Los concejales del PSOE durante la rueda de prensa de balance. -

El grupo municipal socialista del Ayuntamiento de Cáceres ha centrado gran parte de su balance del ejercicio de 2017 en el turismo y en los datos del Instituto Nacional de Estadística del periodo de enero a noviembre, datos en los que la ciudad pierde viajeros y pernoctaciones, según ha advertido el portavoz socialista, Luis Salaya.

"Lejos de la realidad idílica que nos presenta la alcaldesa, lo que está ocurriendo es que el turismo en Cáceres pierde fuelle", afirmó Salaya, que ha achacado la pérdida de turistas a la falta de medios de la Concejalía de Turismo. "Estos datos del INE tienen que hacernos recapacitar sobre qué se está haciendo en Cáceres, tenemos buenos profesionales en el sector, pero el ayuntamiento lo está lastrando y hace que Cáceres se quede atrás en turismo", añadió.

Nueva coalición

Salaya ha dedicado otra parte de su intervención a la relación entre PP y Ciudadanos en el ayuntamiento, asegurando que 2017 ha estado marcado "por la aparición de una nueva coalición de gobierno de facto con la coalición entre PP y Ciudadanos", precisando que el acercamiento dado a nivel nacional entre las dos formaciones "se ha trasladado al ayuntamiento".

Preguntado por la modificación del plan de urbanismo que se tramita para adecuar la norma a la ronda este y en la que, según lo anunciado el miércoles por la alcaldesa, se reordenará la Ribera, Salaya respondió que si se trata de potenciar el entorno verde de la Ribera se tendrá el apoyo de su grupo.

No obstante, ha añadido que ahora prefieren ser prudentes porque "cada vez que el PP pronuncia la palabra recalificación en el subconsciente de los concejales del PSOE y de buena parte de los ciudadanos lo que escuchamos es pelotazo".

"Si de lo que se trata es de potenciar la Ribera como un pulmón verde, lo vamos a apoyar, pero si de lo que se trata de una operación especulativa para convertir la Ribera en un parque reducido y rodeado de viviendas, nos vamos a oponer", subrayó Salaya.

La modificación que se está redactando preserva y mantiene los espacios libres y zonas verdes establecidos en el plan de urbanismo para la Ribera del Marco y su entorno. Eso no sufre modificación.

De lo que se trata es de decidir qué nuevos aprovechamientos o usos se dan a los espacios que ahora son reserva viaria en el plan para el trazado antiguo de la ronda y que dejan de serlo. Esta situación se da principalmente en la zona que está en el tramo entre la parte antigua y Vistahermosa. Un posible nuevo uso sería el terciario, entre el que está el comercial, que es el más demandado. El ayuntamiento ya tiene conseguido ese suelo con los sistemas de compensación a los propietarios que se regulan ahora en el plan.